Panamá,25º

19 de Feb de 2020

Béisbol

Los que de verdad perdieron en el 2014

Por diversas razones, equipos que se esperaba estuvieran en la postemporada y la Serie Mundial cayeron antes de cantar la victoria

Los que de verdad perdieron en el 2014
James Shields (d) es el jugador mejor pagado de los Reales de Kansas City.

Dodgers de Los Ángeles, Angelinos de Anaheim, Yanquis de Nueva York, Tigres de Detroit, Marineros de Seattle, Azulejos de Toronto, Filis de Filadelfia, Vigilantes de Texas.

Estos ocho equipos tienen un denominador común: planillas millonarias; y además registran otra similitud: no están en la Serie Mundial de béisbol.

Algunos, como los Yanquis, Azulejos y Marineros ni siquiera pudieron acceder como comodines.

En cambio, un ‘gigante’ como San Francisco, con la sexta nómina más alta de las Ligas Mayores, accedió a la tierra prometida entrando casi por la puerta de la cocina, a la sombra de los Dodgers en el Oeste de la Liga Nacional, que tienen el gasto salarial más alto de todo el béisbol estadounidense.

Por su lado, los Reales de Kansas City, con la décimo octava planilla de las Ligas Mayores, también se metió en la Serie Mundial por encima de los Tigres de Detroit, que gastan 71 millones de dólares más en sus jugadores por temporada.

Solo una comparación más, esta vez, entre los participantes en la Serie Mundial que comienza este martes.

San Francisco gasta 52.9 millones de dólares en su núcleo abridor, donde Tim Lincecum, que está relagado al bullpen, gana 17 millones de dólares por año.

El jugador mejor pagado de los Reales de Kansas City es el abridor número uno del equipo, James Shields, con 13 millones de dólares por año. En conjunto, el grupo de abridores de este equipo gana 40.3 millones de dólares, o sea, 12.3 millones menos que sus contrarios.

Pero la medición de fuerzas por el campeonato no estará en el bolsillo, sino en el terreno de juegos.