Temas Especiales

06 de Mar de 2021

Más Deportes

Carew hipnotizó

PANAMÁ. Rodney (Rod) Cline Carew no cambia, su humildad al parecer se multiplica con el pasar de los años y su amor por el béisbol tamb...

PANAMÁ. Rodney (Rod) Cline Carew no cambia, su humildad al parecer se multiplica con el pasar de los años y su amor por el béisbol también. Ayer, durante el primer día de la III Clínica Internacional de Béisbol que se realiza en Panamá, el ex grandes ligas volvió a demostrar que su principal pasión es batear.

Carew, el único panameño en el Salón de la Fama de las Grandes Ligas, trabajó exclusivamente en el perfeccionamiento de sus mecánicas de bateo, en donde varios de los peloteros tuvieron el honor de recibir enseñanzas personalizadas.

La llegada de Carew al “Gigante de Cerro Patacón”, estadio que lleva su nombre, hipnotizó a la mayoría de los jugadores, quienes se sintieron privilegiados con tener tan cerca al mejor bateador nacido en Panamá en la historia.

“Se siente chévere que alguien como Carew te indique la forma de pararte en la caja, él fue un gran bateador, que te diga como girar la cintura y como hacer el swing es tremendo”, comentó el paracorto capitalino José Murillo IV.

El Jugador Más Valioso (MVP por su siglas en inglés) en 1977, con los Mellizos de Minnesota, no sólo dictó su primera maestría en bateo, además compartió con todos sus conocimientos, saludó a la prensa, a los aficionados y firmó pelotas.

DESAFIÓ AL RADIANTE SOL

Ni el sol de verano que calentó el diamante del estadio Rod Carew detuvo al pelotero latino que ha bateado más imparables (3,053 hits) en la Gran Carpa. Rodney no paró estaba es todos lados en los jardines, en el cuadro interior, al lado de la raya de bosque izquierdo y la jaula de bateo instalada en el “home plate”.

Con 63 años de edad, de los cuales por lo menos ha dedicado 48 al béisbol, Carew se ve saludable y mejor forma física, que más de cuatro de los 23 entrenadores nacionales, que participaron en la clínica, que se extenderá hasta este viernes 15 de noviembre.

‘MORIRÉ SIENDO PANAMEÑO’

Carew, quien reside en los Estados Unidos desde 1960, reiteró que se siente orgulloso de ser panameño y por eso vino a trabajar por el béisbol y por la juventud.

“No me he cambiado la nacionalidad, mi patria es muy importante para mí, nací panameño, seguiré siendo panameño y moriré siendo panameño”, aseguró Carew.

Hoy continúa la clínica desde las 9:000 a.m.