Temas Especiales

28 de Mar de 2020

Economía

Recortan arancel a un 5%

PANAMÁ. La decisión del gobierno de reducir el arancel de importación para los cementos (blanco, gris, aluminosos y demás cementos hidr...

PANAMÁ. La decisión del gobierno de reducir el arancel de importación para los cementos (blanco, gris, aluminosos y demás cementos hidráulicos), de 10% a 5%, fue bien recibida por el sector de la construcción.

Esta medida, según el presidente de la Cámara Panameña de la Construcción (CAPAC), Jaime Jované, abre el compás para que un tercer actor entre al mercado que, hasta ahora, ha sido controlado por Cemento Panamá y Cemex.

“Panamá no importa cemento, por eso esta medida estimula a otras empresas que quieran participar del negocio e incluso le permite a las ya existentes, importar”, explicó Jované.

Francisco Álvarez De Soto, jefe negociador de Comercio Internacional, dijo que se tiene la expectativa de que esta nueva tarifa arancelaria “afecte positivamente tanto la oferta como la demanda doméstica del producto y a la vez contribuya con la reducción de los costos de la construcción”. En este último punto, Jované aunque considera que la medida “es favorable” cree que no se garantiza que sea efectiva una importación inmediata, y mucho menos, que los costos al consumidor final registren una rebaja.

Según De Soto, teniendo en cuenta que el año pasado la importación de cementos (exceptuando el clinker ) ascendió a unos 7.4 millones de dólares, (aproximadamente unas 49,994 toneladas), la reducción de un 5%, bajo este escenario simple, representaría un ahorro en costos por impuestos de importación de 371 mil dólares. La Estrella consultó con la mexicana Cemex y su voceros dijeron a través de un correo electrónico, que no tenían ningún comentario al respecto. Además del arancel, para importar cemento se debe pagar 5% de Impuesto de Transferencia de Bienes, Muebles y Servicios (ITBMS).