Temas Especiales

31 de May de 2020

Economía

Reclaman fondo de jubilación de British

PANAMA. Los clientes de la British American siguen inquietos. Por un lado, los descuentos en las empresas donde trabajan siguen vigentes...

PANAMA. Los clientes de la British American siguen inquietos. Por un lado, los descuentos en las empresas donde trabajan siguen vigentes y por el otro, no saben a donde irá a parar el fondo de jubilación.

Daniel Portillo, un contador público y cliente British American, se refirió al tema, dijo que desde su punto de vista esto es lo más grave.

Portillo comentó que muchas personas tomando en consideración la situación de la Caja de Seguro Social, los incentivos fiscales y la previsión que debe tener toda persona, decidimos abrir fondos de jubilación en compañías administradores, cooperativas y compañías de seguros, entes dedicados a la administración de fondos de jubilación.

Explicó que los incentivos, en el caso de British American, eran atractivos. Una renta vitalicia, es decir un pago, según los fondos aportados, de por vida; una tasa de interés fija garantizada, la ‘seguridad’ de una compañía con muchos años en el mercado panameño, una ley regulatoria y entes y agentes de supervisión con la responsabilidad de revisar la salud financiera de la empresa.

Portillo exigió a la autoridades llegar al fondo de lo ocurrido en British American, no solo por beneficiar a los clientes, sino por beneficiar al país.

Dijo que urge una investigación profunda de las responsabilidades penales y civiles por omisión, comisión, colusión y/o negligencia de los administradores de British American, de la Superintendencia de Banco, de los Contadores Públicos Autorizados de la empresa, de los auditores.

Por su parte, Jaime Sanjur, presidente de la Asociación de Productores de Seguros de Panamá, ha insistido a los los clientes de British American -a quienes les siguen descontando- que le pidan a la empresa que suspenda el descuento.

Además que soliciten al banco la devolución del dinero que ya se descontó.

Sanjur insistió en que sólo se cancelará los pagos de exámenes médicos y los que tienen que ver con maternidad pre-autorizados.

Reiteró que los clientes de British American podrían recuperar entre el 20% al 35% de sus dineros, pero, todo depende de lo que el Juzgado Undécimo de Circuito decida, que es el tribunal que conoce la causa. El Juzgado podrá decidir si reactiva o vende la cartera, algo que no puede decidir la Superintendencia de Seguros, explicó.

Manifestó que el proceso de quiebra puede ayudar a levantar a la empresa.