Temas Especiales

23 de Apr de 2021

Economía

Confirman venta acciones

BRASIL. La petrolera estatal brasileña Petrobras ratificó que realizará en septiembre una planeada oferta de acciones, con lo que descar...

BRASIL. La petrolera estatal brasileña Petrobras ratificó que realizará en septiembre una planeada oferta de acciones, con lo que descartó versiones de prensa que indicaban que la operación podría sufrir una nueva demora en un año de elecciones presidenciales.

La empresa dijo, en una presentación ante los reguladores, que mantendrá un esquema rectificado para el plan de capitalización, el cual involucra un complejo intercambio con el gobierno de petróleo por acciones, y una oferta de acciones para los inversionistas existentes.

La empresa dijo el 22 de junio que los temas relacionados con la valuación de la transacción la llevaron a posponer el acuerdo por dos meses. Petrobras declinó dar detalles sobre el plan de capitalización, incluido el tamaño de la oferta o la fijación del precio de las acciones.

Los analistas estiman que la empresa podría conseguir hasta US$25.000 millones por la oferta de sus inversionistas minoritarios. También ganaría acceso a hasta 5.000 millones de barriles de petróleo costa afuera que son propiedad del gobierno de Brasil y están valuados en hasta US$50.000 millones. El petróleo costa afuera está en un área conocida como subsalt, la cual —se cree— tiene más de 50.000 millones de barriles de reservas de petróleo.

‘Los comentarios externos sobre la planeada oferta de acciones, incluido su tamaño, detalles de su estructura y sus plazos son meras especulaciones’, dijo

La empresa con sede en Río de Janeiro calificó el reporte de Folha como ‘distorsionado y erróneo’.

La demora en la capitalización, una propuesta del presidente Luiz Inácio ‘Lula’ da Silva en su intento de reafirmar el control estatal sobre la riqueza petrolera de Brasil, ha espantado a los inversionistas, quienes están cada vez más preocupados sobre las relaciones íntimas que tiene Petrobras con el gobierno. Sin capitales frescos, la empresa tendría que endeudarse para financiar su plan de inversiones de US$224.000 millones a cinco años.