Temas Especiales

28 de Jan de 2021

Economía

Empresarios piden garantías por venta

PANAMÁ. La Asociación de Usuario de la Zona Libre de Colón (AU) mostró su preocupación ante un futuro aumento de las tasas por parte del...

PANAMÁ. La Asociación de Usuario de la Zona Libre de Colón (AU) mostró su preocupación ante un futuro aumento de las tasas por parte del gobierno siguiente, luego que la actual administración venda los terrenos.

Severo Sousa, presidente de la AU, expresó su preocupación por lo que podría suceder luego de la venta de los terrenos del área comercial, ‘esperamos que esto no signifique que en el día de mañana nos vayan a incrementar otras tasas o servicios para cubrir lo que vayan a dejar de percibir’.

El empresario manifestó que la venta de los terrenos beneficiará al país dependiendo como se formule el anteproyecto final, para que de alguna forma la administración que quede pueda suplir los ingresos que recibía por alquiler ($27 millones anuales).

Mientras que para los usuarios de la Zona Libre será rentable en la medida que el precio sea ‘realmente adecuado y no uno loco’, añadió Sousa.

El pasado jueves, el ministro de Economía y Finanzas, Frank De Lima, reiteró durante el foro ‘Retos y Oportunidades’, organizado por Expocomer, que el 25% de la venta de los terrenos se invertiría en obras de la provincia atlántica.

Sin embargo, para recibir estos ingresos por las ventas de la zona franca se tiene que aprobar en la Asamblea Nacional la ley que regule la transacción, valorar las tierras y negociar con los empresarios interesados en comprar.

Sobre este tema, los usuarios de la ZLC reiteraron que no han solicitado comprar los terrenos. No obstante, ‘nuestra posición es como la de cualquiera que es dueño de una casa que nos interesa ser dueños del terreno, siempre y cuando esa posibilidad no perjudique ni a los usuarios ni a la provincia de Colón’.

El presidente de los usuarios señaló que en la ZLC operan aproximadamente 2,500 empresas, estas generaron más de 23 mil millones de dólares en movimiento comercial en el 2011, según la Contraloría General.