La Estrella de Panamá
Panamá,25º

17 de Oct de 2019

Economía

Avalan $27.6 millones para financiar plan maestro del agro

El plan, que se desarrollará en la Región Occidental de Panamá, en las provincias de Bocas del Toro, Chiriquí y la comarca Ngäbe Buglé

Un contrato de préstamo por $27.6 millones avaló ayer el Consejo Económico Nacional (CENA) para el financiamiento parcial de la etapa I del Plan Maestro del Agro de la región Occidental (PMARO).

El plan, que se desarrollará en la Región Occidental de Panamá, en las provincias de Bocas del Toro, Chiriquí y la comarca Ngäbe Buglé, tendrá una duración de siete años y beneficiará a unos 15 mil productores organizados, informó el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), quien suscribirá el acuerdo de financiamiento con la Corporación Andina de Fomento (CAF).

El proyecto será ejecutado por el Ministerio de Desarrollo Agropecuario (MIDA) y tiene como objetivo elevar la calidad de los servicios públicos especializados en la mejora de la productividad agrícola, mediante el fortalecimiento de la estructura funcional y las competencias técnicas del MIDA.

El programa comprende siete componentes en su primera etapa: investigación, extensión y asistencia técnica, asociatividad y emprendimiento, sanidad agropecuaria e inocuidad alimentaria, metrología y laboratorios, manejo hídrico y cosecha de agua, infraestructura productiva, equipos e insumos y desarrollo institucional para la ejecución del proyecto agropecuario.

Según detalló el MEF, la etapa I del proyecto comienza este año 2018. El costo de la inversión pública se estima en $29.7 millones, de los cuales la Corporación Andina de Fomento financiará hasta $27.6 millones. El resto de los $2.1 millones provendrá de la contrapartida local.

Se espera que en esta primera fase se beneficie a unos 2,500 productores de las regiones donde se desarrolla el plan maestro.

PMARO es una respuesta integral para promover el crecimiento de la principal región productiva de alimentos del país, y para hacerle frente a factores como la desgravación arancelaria y la fuerte competencia que supondrá la firma de tratados de libre comercio y acuerdos comerciales.