La Estrella de Panamá
Panamá,25º

14 de Oct de 2019

Economía

Trump celebra la tregua comercial con Gobierno chino

Ambas potencias mundiales mantendrán conversaciones en los ‘próximos 90 días' para seguir el proceso de relajación en las tensiones comerciales

Donald Trump aseguró que la tregua es positiva.

El presidente de Estados Unidos (EE.UU.), Donald Trump, celebró como un ‘gran salto adelante' el acuerdo alcanzado recientemente con la República Popular China, el cual supone una tregua en las tensiones comerciales entre las dos economías mundiales y que ha hecho sonreír a los mercados de Wall Street.

‘¡Las relaciones con China han dado un gran salto adelante! Muy buenas cosas van a ocurrir. Estamos negociando desde una gran fortaleza, pero China también tiene mucho que ganar si y cuando el acuerdo se complete. ¡Equilibremos el campo de juego!', señaló Trump a través de su cuenta de Twitter .

El mensaje acontece luego de la reunión que tuvo lugar en Buenos Aires -tras finalizar el G20- entre Trump y su homólogo chino, Xi Jinping. En dicho encuentro, Pekín y Washington accedieron a comenzar ‘inmediatamente' negociaciones sobre cambios estructurales en sus relaciones.

Ambas potencias económicas tratarán de completar las conversaciones ‘en los próximos 90 días', un periodo en el que Trump aceptó ‘dejar en el nivel del 10% los aranceles a productos chinos por un valor de $200,000 millones a partir del 1 de enero de 2019, y no subirá por ahora al 25%', reporta la agencia Efe .

El presidente estadounidense anunció poco después de abandonar Argentina que China aceptó ‘reducir y retirar los aranceles a los coches que llegan a China desde Estados Unidos'.

EE.UU. cobra actualmente un impuesto del 27.5% a los vehículos que llegan desde China. Por su parte, Pekín ya adelantó la semana pasada que el arancel aplicado a los vehículos estadounidenses sería del 15% si no existiese la disputa comercial entre ambos países.

Entre las compañías que se podrían ver beneficiadas por esta medida figuran Tesla, BMW o Daimler, las cuales producen automóviles en EE.UU. y las importan hacia China.

A su vez, un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de China, Geng Shuang, optó por no confirmar si es cierta la información divulgada por la Casa Blanca, que asegura que Pekín se ha comprometido a aumentar ‘sustancialmente sus compras de productos agrícolas, energéticos industriales y de otro tipo' procedentes de EE.UU..

Por su parte, los inversores reaccionaron con alegría a la tregua comercial alcanzada.