Panamá,25º

13 de Dec de 2019

Economía

Convergencia sinónimo de planeación al desarrollo ciudad

Los esfuerzos dirigidos a la modernización de las zonas urbanas convierten hoy día a las ciudades en generadores de desarrollo y por ende fuente de crecimiento económico. Sin embargo, el goce que una ciudad pueda proveer a una comunidad está condicionado al establecimiento de planes estratégicos de inversión económica y social

Convergencia sinónimo de planeación al desarrollo ciudad

La competencia de poderes y posicionamiento es una conducta típica de las naciones desarrolladas. Sin embargo, con la intensificación a la apertura de los mercados internacionales en el último siglo, dicha conducta ha sido adoptada por una mayor cantidad de naciones en desarrollo y emergentes que destinan recursos estatales al desarrollo y por ende crecimiento de sus ciudades.

Dicha conducta dista de ser negativa, la misma es una práctica común con beneficios económicos y sociales, tal como lo reflejan hoy día países industrializados.

No obstante, sino se maneja de forma estratégica puede liderar el camino a mayores desafíos y por ende mayores exposiciones de riesgo. Ambas afectaciones resultado de planes que terminan por basarse en un enfoque a la necesidad de asemejarse a otras naciones dejando de lado la atención a temas de mayor relevancia.

Así lo evidencia los esfuerzos por parte de administraciones de estado, que en lugar de tomar prioridad de acción en cuanto a realidad país localizan esfuerzos a propuestas enfocadas a la creación de espacios urbanos que se asemejen a ciudades más avanzadas en materia económica y social, sin tomar en consideración análisis de costos beneficios que versen sobre una realidad más acertada.

La no atención a la falta de planes realistas da paso a un alza de los gastos públicos reflejados a posterior en altos coeficientes deuda (%PIB) que terminan por comprometer la estabilidad económica y originan el establecimiento de políticas drásticas que impactan fuertemente el sector económico y social. Tal como lo reflejan los planes de austeridad, prácticas de recaudación fiscal más activas, así como un aumento del déficit fiscal con el objeto a resarcir parte de la deuda acumulada.

Planeación al desarrollo

Tal como sucede con un individuo, llámese persona o empresa, la localización del recurso económico estatal con miras al desarrollo ciudad debe de considerar la diferenciación entre la realidad país versus los deseos. Sencillamente sería como tomar una decisión entre potenciar sistemas sociales versus accesorios a una ciudad, como lo sería un espacio recreacional.

A simple vista parece que muchos se inclinarían por los sistemas sociales, pues muchos son los que dependen 100% de ellos. Sin embargo, la falta de planeación puede conllevar a decisiones adversas.

¿Cómo aplica esta planeación al desarrollo ciudad? Ante todo, es trascendental la definición de metas y objetivos específicos y medibles, con un impacto positivo en la comunidad al largo plazo. A partir de esta definición se abre paso a una mayor eficiencia de la locación de recursos con impacto percibido por la comunidad. Tal es el caso de proyectos que atienden la necesidad de sistemas de salud y educación, ambos claves para el desarrollo humano. ¿cuáles son sus beneficios? la planeación es un medio de atracción de inversión que al mismo tiempo disciplina el manejo del escaso recurso monetario y humano, aclarando la visión a futuro y permitiendo anticipar contextos de posicionamiento como potenciales exposiciones de riesgo. ¿Cómo se miden los resultados? desarrollo urbano es sinonimo de calidad de vida que debe de verse reflejado en los rendimientos obtenidos de previos, así como de actuales esfuerzos por parte de las administraciones estatales. Por lo que el rendimiento positivo es reflejo de comunidades que gozan equitativamente de sistemas eficientes y zonas urbanas sostenibles, más no es definido por lo ostentoso que sean las obras de infraestructura. Así lo evidencian resultados de estudios que versan sobre la determinación de rendimiento a partir de múltiples indicadores que abarcan participación económica, educación, pobreza salud, participación cívica, impacto ambiental, calidad de transporte, seguridad en la comunidad y calidad como el estilo de vida, entre otros factores de relevancia.

La importancia al desarrollo ciudad y su correcta interpretación se intensifica al considerar los reportes de movilización demográfica. En el ámbito internacional se reporta una alta tasa de movilización de las zonas rurales a las urbanas que lideran una demanda en cuanto a inversión económica como social. Así lo evidencian cifras (2016) que indican que más del 55% de la población mundial habita hoy día en el casco urbano. Acorde a cifras publicadas por la ONU (mayo 2018), se estima que este número incremente a un 68% a partir del año 2050.

Realidad país

A la planeación estratégica debe de integrarse la realidad país para que la localización de los recursos estatales se contemple bajo un enfoque macroeconómico y sostenible en el plano fiscal. Esto con el objeto de implementar acciones que consideran la estabilidad económica impactada por los límites de endeudamiento y al mismo tiempo se salvaguarden los beneficios de los civiles.

A pesar de que la premisa versa sobre una condición que en materia administrativa los practicantes deberían de tener clara, las actuales propuestas demuestran lo contrario.

Así lo deja en claro la inquietud por parte de un porcentaje significativo de la población panameña sobre la propuesta a habilitar playas en el área urbana. Al contrastar las necesidades actuales en materia fiscal, presupuestos, endeudamiento, salud, educación, infraestructura vial y el factor climático, muchos son los que cuestionan la viabilidad y beneficios de un proyecto de $120 millones que no atiende las necesidades listadas.

Y a pesar de que la propuesta ha sido traída a mesa haciéndose alusión a beneficios económicos y sociales reportados en otras ciudades donde se han implementado proyectos similares, Río de Janeiro Brasil y Barcelona España, la justificación no aporta argumentos que versen de forma analítica, integra y completa sobre los costos beneficios y sobre como este impactaría de manera positiva en el ámbito local. En este contexto vale la pena señalar que las ciudades y la inversión requerida varían significativamente acorde a las realidades y oportunidades que realmente puedan ser percibidas.

Con el posicionamiento de una nueva administración de estado, la economía nacional se encuentra en un período de redefinición de metas objetivos de entre los cuales sobresale una mayor eficiencia en cuanto a la administración del recurso económico como humano.

Por lo que se espera que las acciones se argumenten en análisis más profundos y no meras comparaciones que distan de la realidad.

Es un hecho de que las personas desean habitar en una comunidad donde predomine la calidad de vida determinada por oportunidades de trabajo, sistemas de transporte eficientes, acceso a buenos sistemas de educación y salud. Por lo que es crítico el integrar a los análisis de inversión económica y social indicadores de rendimiento de desarrollo ciudad, como los listados en esta nota, para que así se establezcan afirmaciones sobre la incidencia de un determinado proyecto en la calidad y estilo de vida.