Temas Especiales

10 de Jul de 2020

Economía

FMI renueva línea de crédito a Colombia por 10.800 millones de dólares

Según el Fondo, la renovación actual del acuerdo debería afianzar la confianza de los mercados y servir de salvaguarda frente a los riesgos a la baja

En la imagen el logotipo del Fondo Monetario Internacional (FMI).
En la imagen el logotipo del Fondo Monetario Internacional (FMI).JIM LO SCALZO | EFE

El Directorio Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional (FMI) aprobó este viernes renovar por dos años a Colombia una línea de crédito flexible por valor de unos 10.800 millones de dólares para prevenir una posible crisis económica derivada de la pandemia del coronavirus SARS-CoV-2.

Así lo informó el FMI en un comunicado, en el que explicó que la medida está destinada a manejar los elevados riesgos externos, proteger los esfuerzos puestos en marcha para responder a la pandemia, integrar a los inmigrantes, promover un crecimiento incluyente y reducir vulnerabilidades exteriores.

El FMI otorgó inicialmente a Colombia una línea de crédito flexible el 24 de marzo de 2009.

Según el Fondo, la renovación actual del acuerdo debería afianzar la confianza de los mercados y servir de salvaguarda frente a los riesgos a la baja.

Al término de las deliberaciones del Directorio Ejecutivo, su presidente y primer subdirector gerente, Geoffrey Okamoto, destacó que “Colombia tiene marcos de políticas muy sólidos -anclados en un tipo de cambio flexible, un régimen creíble de metas de inflación, una eficaz supervisión y regulación del sector financiero, y una regla fiscal estructural-, que cimentaron la resiliencia de la economía antes de la pandemia de COVID-19".

"Durante este tiempo -agregó-, Colombia ha realizado esfuerzos notables por integrar un sustancial número de emigrantes venezolanos que han estimulado la demanda interna pero amplificado vulnerabilidades externas", indicó el responsable del Fondo, que previó que, debido a la pandemia, "la economía colombiana se contraerá por primera vez en dos décadas".

Okamoto destacó que la trayectoria de gestión económica "muy sólida" y las medidas tempranas adoptadas por las autoridades colombianas para mitigar la propagación del coronavirus, así como las políticas de respuesta monetaria y los planes fiscales, ayudarán a la economía del país a atravesar la recesión.

"Los riesgos, sin embargo, se inclinan decididamente a la baja y la extrema debilidad del entorno externo acentúa la vulnerabilidad de Colombia a una caída de los precios de las materias primas, una agudización de la volatilidad en los mercados financieros y un mayor deterioro de la crisis en Venezuela", subrayó.

En la nota, el Fondo explicó que las líneas de crédito flexible están concebidas para prevenir crisis, al ofrecer la facilidad de utilizarlas en cualquier momento, mientras que los desembolsos no se escalonan ni están condicionados al cumplimiento de metas de política económica, como ocurre con los programas tradicionales respaldados por el organismo.

En marzo pasado, Colombia solicitó formalmente al organismo financiero la renovación de la línea de crédito flexible por cerca de 11.000 millones de dólares que estaba vigente hasta este mes de mayo.

La renovación de esa línea de crédito no implica que el país vaya a pedir el desembolso de esos recursos pues se trata de un dinero para contingencias que se sumaría a las reservas internacionales del país en caso de ser utilizado.