02 de Dic de 2021

Economía

Los países que albergan el 85% de los bosques del planeta prometen, otra vez, frenar su deforestación en 2030

Gran Bretaña ha anunciado un acuerdo que cuenta con el apoyo de Brasil, China, Colombia, Congo, Indonesia, Rusia y Estados Unidos

Los países que albergan el 85% de los bosques del planeta prometen, otra vez, frenar su deforestación en 2030
Más de 100 países dan su respaldo al pacto para detener la deforestación.Shutterstock

Un centenar de países, que albergan el 85% de los bosques mundiales, se han comprometido no solo a frenar sino a revertir la deforestación y la degradación de la tierra en 2030, durante la XXVI conferencia de las partes de la convención marco de Cambio Climático (COP26) que se celebra en Glasgow (Reino Unido).

La propuesta ha sido lanzada por el Gobierno del Reino Unido, que ha calificado de “éxito” el acuerdo, ya que supone el “mayor paso” hacia la protección mundial de los bosques en una generación y porque destaca que se han comprometido más de un centenar de gobernantes.

La iniciativa recoge el guante de la Declaración de Nueva York que suscribieron en 2014 y con el mismo fin 32 países, los tres de Norteamérica, Francia, Alemania, Reino Unido y varios países iberoamericanos, entre los que no se encontraba Brasil. Entonces también se comprometían a detener la deforestación en 2030.

El plan, presentado por el primer ministro del Reino Unido, Boris Johnson, conmina a los 100 líderes a detener y a revertir la pérdida de bosque y la degradación de tierras en lo que queda de década. Esta propuesta estará respaldada por al menos 19,200 millones de euros de financiación pública y privada en todo el mundo. En concreto, se destinarán $12,000 millones de fondos públicos que aportarán 12 países y $7,200 millones de financiación privada, según las estimaciones británicas, hasta 2025.

Johnson, el príncipe de Gales y los líderes de Colombia, Indonesia y Estados Unidos han estado entre los representantes del evento Cop26 Forest & Land Use este martes en Glasgow. Países como los 27 de la Unión Europea, Canadá, Colombia, República Democrática del Congo, Estados Unidos, Ecuador o Costa Rica firmarán esta 'Declaración de líderes de Glasgow por los bosques y el uso de la tierra' en la que también participan Brasil o Rusia, dos de los países con mayores tasas de deforestación.

Los bosques absorben en torno a un tercio de las emisiones globales de CO2 procedentes de la quema de combustibles fósiles cada año, pero se están perdiendo a un ritmo alarmante. Según datos aportados por el Gobierno británico cada año se pierde un área de bosque equivalente del tamaño de 27 campos de fútbol cada minuto.

El primer ministro británico ha destacado que los bosques son “las catedrales de la naturaleza” y pulmones del planeta. Los bosques garantizan las comunidades locales, el suministro de alimentos y absorben el carbono que se emite a la atmósfera. “Son esenciales para nuestra propia existencia”, ha dicho.

Por su parte, el presidente de Colombia, Iván Duque, ha mostrado su orgullo de sumarse a esta declaración que remarca el compromiso de los países a trabajar juntos para poner fin a la deforestación y la degradación del uso de tierra en la próxima década.

En concreto, Johnson ha anunciado 1,500 millones de libras esterlinas (algo más de 1,764 millones de euros) para estos próximos cinco años para financiar el compromiso, incluidos 350 millones (411 millones de euros) para los bosques tropicales de Indonesia y otros 200 millones (235 millones de euros) más para la LEAF Coalition.

El Reino Unido contribuirá con 200 millones de libras (unos 235 millones de euros) junto con otros 11 donantes, al nuevo fondo para proteger la cuenca del Congo, que es la segunda área más grande de bosque tropical en el mundo que está en riesgo por la deforestación industrial, la minería y la agricultura.

Estos 28 gobiernos, que representan el 75% del comercio mundial de productos clave, se han comprometido a establecer acciones para lograr un comercio sostenible que reduzca la presión sobre los bosques, incluidos apoyos a agricultores locales o mejorar la transparencia de la cadena de suministro.

BID lanza la declaración 'Naturaleza, personas y planeta' en la COP26

En la declaración, los bancos multilaterales de desarrollo firmantes se comprometieron a integrar a la naturaleza en sus políticas

Mirta Rodríguez P.

mrodriguez@laestrella.com.pa

El presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Mauricio Claver-Carone, reveló la declaración conjunta de los Bancos Multilaterales de Desarrollo: 'Naturaleza, personas y planeta', hoy 2 de noviembre, en el marco de la segunda jornada de la cumbre de líderes mundiales de la reunión climática COP26. En la declaración, los Bancos Multilaterales de Desarrollo (BMD) firmantes, liderados por el BID, se comprometieron a integrar a la naturaleza en sus políticas, a impulsar significativamente la financiación relacionada con la naturaleza entre sus países miembros y ayudar a que los países definan y ejecuten estrategias de sostenibilidad. “El capital natural es fundamental para la recuperación de América Latina, el Caribe y el mundo entero tras la crisis de la covid-19. Es una fuente de trabajo, genera ingresos, apalanca inversiones del sector privado y protege resilientemente a servicios ecosistémicos esenciales”, expresó Claver-Carone durante el evento sobre bosques y uso de las tierras, celebrado durante la COP26. Por lo anterior, enfatizó en que “el BID ha redoblado esfuerzos relacionados con el cambio climático y la biodiversidad durante el último año, y por qué constituye un pilar central de nuestra Visión 2025 para la recuperación de la región”. Los BMD que firman la declaración junto con el BID son el Grupo del Banco Africano de Desarrollo, el Banco Asiático de Desarrollo, el Banco Asiático de Inversión en Infraestructura, el Banco de Desarrollo del Caribe, el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo, el Banco Europeo de Inversiones, el Banco Islámico de Desarrollo y el Grupo del Banco Mundial.

Según la declaración, los BMD firmantes se comprometieron a: integrar de manera transversal aún más a la naturaleza en nuestras políticas, análisis, evaluaciones, asesorías, inversiones y operaciones, en línea con nuestros respectivos mandatos y modelos operativos.

El compromiso de los BMD se enfoca en cinco pilares: liderazgo; enfrentar las causas de pérdida de la naturaleza, apoyando y realizando inversiones “positivas en naturaleza”; promover sinergias a nivel nacional y regional; valorar a la naturaleza para orientar la toma de decisiones; y comunicación, detalla la declaración de siete páginas, revelada en el marco de la COP26.

La Organización de las Naciones Unidas calcula que los océanos y ecosistemas terrestres mundiales están absorbiendo el 25% de las emisiones cada uno, y que las soluciones basadas en la naturaleza podrían representar una reducción del 40% de las emisiones del carbono necesarias para limitar el calentamiento global por debajo de los 2° C para 2030.

Considera que América Latina y el Caribe poseen los activos más críticos para sustentar soluciones basadas en la naturaleza. Además de contar con 7 de los 25 focos mundiales de biodiversidad, la región posee el 40% de la biodiversidad mundial, el 30% del agua dulce y casi el 50% de los bosques tropicales del planeta.

No obstante, este activo natural no está siendo aprovechado y los proyectos basados en la naturaleza de la región no están alcanzando su potencial, principalmente por falta de conocimiento técnico, estrategias y financiación. En algunos casos, aún existen políticas que operan como subsidios negativos a la biodiversidad.

De acuerdo con el BID, en los últimos cinco años han invertido más de $800 millones en 28 proyectos con componentes de soluciones basadas en la naturaleza. El Banco ha implementado mecanismos de financiación con un enfoque holístico, centrado en mejorar el clima y la salud de los ecosistemas, como también en nuevas oportunidades para la generación de empleo y crecimiento verde. Un ejemplo es el Laboratorio de Capital Natural, un laboratorio de financiación destinado a integrar y apoyar novedosos proyectos de financiación del Banco.