Créditos en la banca comercial crecen a 5.3%

Actualizado
  • 02/08/2023 00:00
Creado
  • 02/08/2023 00:00
Durante el primer semestre del 2023, la construcción fue la actividad con el mayor número de incremento interanual
Los activos del Centro Bancario Internacional totalizaron $142,943. millones, lo que representó un aumento de $5,644.7 millones.

Al cierre del primer semestre de 2023, la cartera de crédito de la banca comercial de Panamá tuvo un crecimiento de 5.3%, en su comparación interanual, alcanzando un saldo de $59,614 millones.

Este comportamiento se debe al crecimiento anual que tuvieron las empresas y personas físicas con actividad empresarial (4.0%), los créditos al consumo (2.6%), los créditos hipotecarios en su conjunto (5.4%) y las actividades de servicios financieros (18.4%).

Por componentes, se destacan el financiamiento al sector construcción, el cual presentó un incremento interanual positivo de 1.2%, siendo el primer desempeño positivo que registra este componente del portafolio de crédito desde mayo de 2018. Con este desempeño, todos los rubros de la cartera de crédito tienen desempeños positivos en su evaluación interanual, de acuerdo con los resultados del Informe de Actividad Bancaria (IAB), al cierre del primer semestre de 2023, emitido por la Superintendencia de Bancos de Panamá (SBP).

Este ritmo positivo de la construcción, según la SBP, va en línea con varios indicadores económicos del sector publicados por el Instituto Nacional de Estadística y Censo, que muestran una mejora significativa. “La construcción es una de las actividades con el mayor número de encadenamientos productivos con otros sectores, razón por la cual ha sido un importante motor del crecimiento y generador de empleos en el país”, destacó.

Desempeño del CBI

El IAB también ponderó que las operaciones del Centro Bancario Internacionales (CBI) en su conjunto mantuvieron un “desempeño positivo”.

La rentabilidad de los establecimientos de crédito, así como el desempeño de la cartera de crédito, han continuado mostrando signos de mejora en los últimos meses, junto con niveles de liquidez y solvencia que en el agregado se ubican sobre sus límites regulatorios.

Los activos del CBI totalizaron $142,943. millones, lo que representó un aumento de $5,644.7 millones con respecto al mes de junio de 2022, un aumento interanual del 4.1%.

A lo que respecta a los activos de los bancos, el IBA indicó que se aceleró su ritmo de expansión como resultado del crecimiento de la cartera crediticia neta (6.7%) y del componente de inversiones (4.2%).

Sin embargo, detalló que los activos líquidos se redujeron 8.4% interanual, debido a los cambios en las decisiones estratégicas en cuanto obtención de rendimientos.

Los depósitos del CBI registraron $100,926 millones, con un aumento de $2,102 millones o 2.1%.

Mientras que los depósitos locales registraron una disminución por el orden de $1,035 millones, lo que supone una disminución de 1.6% con respecto al mismo período de 2022.

Por su parte, los depósitos externos registraron un aumento 8.8% interanual. La mayor parte de los fondos provinieron de Colombia y Estados Unidos, seguido de Costa Rica, Venezuela y Perú.

La SBP destacó que, al cierre del primer semestre del 2023, los depósitos a plazo aceleraron su ritmo de expansión, favorecidos por un entorno de mayores tasas de interés que hicieron más atractivo el ahorro en este tipo de instrumentos.

“Los depósitos a plazo han sido el motor de la expansión de la captación teniendo un crecimiento interanual de 2.6% en los depósitos locales y de 19.3% los depósitos externos”, se lee en el IAB.

Las utilidades acumuladas totalizaron $1,437 millones, con un alza de 51.2%, al compararlo con igual período del año pasado. Su impulsó se debió por la evolución del margen financiero y comisiones, derivada del continuo crecimiento en la cartera de crédito, la gestión en la calidad de los activos, el control en los gastos, así como una reducción en las provisiones para riesgos crediticios.

El IAB concluyó que “el sistema financiero panameño ha continuado mostrando resiliencia, y una posición en general sólida”.

Sin embargo, aclaró que “dado el entorno macro financiero externo, y en particular, las condiciones financieras más restrictivas provenientes del endurecimiento de los marcos de política monetaria, la SBP continuará monitoreando los efectos de estos acontecimientos sobre el comportamiento de la liquidez de los mercados y su solvencia, con el fin de continuar asegurando estabilidad del sistema financiero ante la actual coyuntura”.

El presidente José Raúl Mulino celebró la mañana de este jueves 18 de julio su primera conferencia de prensa matutina en el Palacio de Las Garzas. Mulino...

Lo Nuevo
comments powered by Disqus