Jorge Rivera Staff: Cierre de Cobre Panamá podría tardar ocho años

Actualizado
  • 12/01/2024 00:00
Creado
  • 11/01/2024 22:17
La empresa tiene hasta el 16 de enero como fecha tope para presentar un plan de cuido y mantenimiento, de preservación de las condiciones de estabilidad química y física del proyecto

La visita in situ a Cobre Panamá se realizó este jueves 11 de enero, luego de que se declarase inconstitucional la Ley 406, que establecía el contrato entre el Estado y la Minera Panamá. Esta es la primera inspección que hace el Gobierno Nacional como parte del proceso del cierre ordenado de la mina.

“El proceso del cierre ordenado de una mina de estas características a nivel mundial, según los expertos internacionales, podría estar entre siete y ocho años”, afirmó Jorge Rivera Staff, ministro de Comercio e Industrias.

Sin embargo, explicó que eso va a depender primero de las auditorías que se realicen de esa línea base que se está construyendo, y de la elaboración de un plan de cierre definitivo.

Indicó que los próximos pasos están claros en la hoja de ruta que han planteado, y que la empresa tiene hasta el 16 de enero como fecha tope para presentar un plan de cuido y mantenimiento, de preservación de las condiciones de estabilidad química y física del proyecto.

Fiscalización minera

El titular del Ministerio de Ambiente (MiAmbiente), Milciades Concepción, por su parte, valoró positivamente la jornada. “No hemos detectado contaminación, a simple vista”, dijo.

Concepción aclaró que todavía están esperando el resultado de los análisis químicos que están efectuando, los cuales se realizaron en cinco puntos distintos de vertido de agua, producto de la actividad minera, entre ellos los que conectan con el río Botija, el río Brazo y punta Rincón.

Adicionalmente, el funcionario comentó que están esperando que la mina entregue el plan de mantenimiento que tiene previsto, el próximo 16 de enero.

Acumulación de material

Tras la suspensión del proyecto minero de Minera Panamá se han acumulado más de 132.000 toneladas de concentrado de cobre en las galeras de la mina, lo cual, según representantes de la empresa, implica un gran riesgo ambiental.

Nathaniel Jean Francois, superintendente de Sitio Puerto, de Minera Panamá explicó que la elevada cantidad de material ha hecho que se incremente la presencia de gases como sulfuro de hidrógeno y disulfuro de carbono, los cuales pueden generar un problema ambiental.

La acumulación del material se hace desde finales de noviembre, tiempo después de que la Corte Suprema de Justicia (CSJ) falló la inconstitucionalidad de la Ley 406, que establecía el contrato entre el Estado y Minera Panamá.

“La humedad idónea para este concentrado es de 8% a 10%, pero con el tiempo suele reducirse, lo que incrementa el riesgo de contaminación ambiental, porque se trata de un material muy fino que puede volarse con el viento o con el futuro transporte, y terminar por afectar el ambiente de la zona”, explicó Francois.

En condiciones normales, el material se almacenaría por poco días y sería exportado vía marítima, tras mantenerse a temperatura ambiente. “El problema es que la temperatura dentro de la pila del material se está incrementando con el tiempo, lo que hace complicado que se pueda manipular adecuadamente”, ponderó el especialista.

Francois aclaró que mientras el concentrado se mantenga en la bodega no debería haber riesgo, pero que esto no puede ser así de forma indefinida. “Estamos monitoreando las pilas, para generar un caso de estudio y entender su comportamiento”, indicó Francois.

Rivera Staff detalló que el objetivo de la visita es dar seguimiento al estado en el que se encuentra el embalse, las tinas de relave, la planta de procesamiento y el área de tajo, con el propósito de corroborar la paralización de las actividades de extracción.

Boris Batista, gerente de sitio de puerto de la minera pidió a las autoridades atender esta situación cuanto antes. “No hay tiempo que perder, en la actualidad la temperatura en un punto superficial de la pila está en 70°C, eso no lo puede tocar una persona con la mano”, confesó.

Aunque Batista aclaró que no tienen claro hasta cuándo podrán seguir manteniendo y preservando el concentrado, es necesario que se desarrolle un mecanismo que permita despacharlo.

“Los gases que se están almacenando, además de ser tóxicos, son combustibles, y mientras más tiempo pase se incrementa el peligro”, indicó.

Aunque el especialista descarta que pueda ocurrir una explosión, el peligro está en que se escape de la galera.

Sobre los diálogos con el gobierno para tratar este tema, Batista mencionó que apenas están empezando y que esperan tener una solución pronto.

El gerente de sitio detalló que el concentrado puede ser movido en unos cinco barcos, pero que eso requiere consenso.

Durante el recorrido, representantes de la Universidad de Panamá, la Universidad Tecnológica de Panamá, los medios de comunicación, el Gobierno Nacional y algunas oenegés tuvieron la oportunidad de constatar la suspensión de la labor de extracción minera, en todas las áreas que la conforman.

Se trató de un recorrido que abarcó el embalse, las tinas de relave, la planta de procesamiento, los ríos aledaños, el puerto y el área del tajo.

En cuanto a las expectativas que mantiene sobre el proceso de cierre, cuando se consolide el cambio de gobierno, Staff manifestó que tienen programado reunirse con todos los candidatos a la Presidencia para informarles del desarrollo del tema y aclarar sus dudas.

“La verdad, no tenemos garantías de que el próximo gobierno continúe con este proceso, pero estamos haciendo todo lo posible para que sea así”, valoró.

Ante la posibilidad de que el cierre de la mina ocasione una demanda internacional, el funcionario aclaró que ya hay cuatro procesos arbitrales en pie y que se les está dando seguimiento. “Yo estoy optimista, porque la decisión del cierre fue tomada por todo el país y eso tiene fundamentos legales”, puntualizó.

Secuelas laborales

Edwin Salazar, gerente de producción de Minera Panamá, explicó a los medios que en este momento la mina no está trabajando. “El personal que se mantiene es el mínimo necesario para dar mantenimiento a las máquinas”, aseguró el especialista, quien aclara que los videos que circulan en redes sociales, en donde se ven las operaciones activas, están desfasados.

“De los 7.000 trabajadores que teníamos, cerca de 1.100 se han acogido al retiro voluntario y otro grupo de trabajadores lo hará el próximo 16 de enero”, concluyó el empleado de la mina.

Yo estoy optimista, porque la decisión del cierre fue tomada por todo el país y eso tiene fundamentos legales”

Jorge Rivera Staff

Ministro del Mici

Lo Nuevo
comments powered by Disqus