La Estrella de Panamá
Panamá,25º

13 de Oct de 2019

América

Lo que Hillary Clinton aún se niega a reconocer

En su más reciente intervención de 2018, en la India, la excandidata presidencial recordó que ella ganó en los estados que representan los dos tercios del Producto Interno Bruto de la economía estadounidense

Ha pasado más de un año desde las elecciones presidenciales de Estados Unidos (EE.UU.) de la cual salió vencedor Donald Trump, sin embargo a la fecha la que fue su principal contendiente, Hillary Clinton, no parece desear que el público estadounidense se olvide de su derrota.

La prueba más reciente fue la demanda que el Comité Nacional Demócrata (DNC por sus siglas en inglés) presentó contra Rusia, WikiLeaks y la campaña electoral de Trump, reclamando una conspiración ilegal para colocar al magnate en la Casa Blanca.

La demanda, que fue reportada por el diario The Washington Post , alega que durante las elecciones presidenciales de 2016, los asesores de campaña del actual presidente de EE.UU. ‘formaron un acuerdo' con los agentes rusos para promover ilegalmente la candidatura de Trump.

Supuestamente dichos agentes le proporcionaron a Wikileaks documentos del DNC pirateados que ‘minaron y distorsionaron' la capacidad de la organización para comunicarse con los votantes.

Aunque el DNC reclama que hubo comunicación entre el Kremlin y el equipo de Trump, el exasesor de campaña del magnate Paul Manafort y el asistente Richard Gates han sido acusados de otros delitos como parte de la investigación del abogado especial del FBI, Robert Mueller. Así pues, de momento no hay evidencia de que hubo tal conspiración.

Mas lo que suelen evadir cuando emiten esta teoría, es la información que había en esos documentos.

En ellos se mostraba que el DNC, cuando estuvo a cargo de Debbie Wasserman Schultz, favorecía la candidatura de Hillary Clinton antes de que eligieran a la figura que los representaría en las elecciones generales.

Meses después, la expresidente interina del Partido Demócrata, Donna Brazile, publicó un libro en el que reveló que la campaña de Clinton y el DNC contaban con un acuerdo previo a las elecciones 2016.

Dicho acuerdo, firmado en 2015, daba a la campaña de la demócrata el total control de las finanzas y estrategia de la formación camino a los comicios presidenciales, reportaba entonces la revista estadounidense Politico .

CRONOLOGÍA DE LA CAÍDA

La popularidad de Hillary Clinton ha caído desde los pasados comicios

NOVIEMBRE 2016

Hillary Clinton pierde las elecciones presidenciales ante su rival republicano, el magnate Donald Trump.

SEPTIEMBRE 2017

La excandidata publica el libro ‘Qué pasó' en donde intenta explicar cómo fue que perdió las elecciones presidenciales. Culpa al exjefe del FBI James Comey, al senador Bernie Sanders, a Moscú y otros.

MARZO 2018

Participa en el evento ‘India Today Conclave 2018' que tuvo lugar en la ciudad de Mumbai. Clinton señala que ella ganó en los estados más ‘optimistas, diversos, dinámicos y avanzados'.

Sin embargo la demanda es solo el suceso más reciente de una larga cadena de hechos en los que la excandidata presidencial regresa una y otra vez al escenario público desde aquel fatídico 8 de noviembre de 2016.

En cada una de estas intervenciones casi siempre olvida colocar la responsabilidad de su derrota sobre su propia persona y las políticas que propuso.

CHIVOS EXPIATORIOS

A principios de marzo durante un discurso en el evento ‘India Today Conclave 2018' que tuvo lugar en la ciudad de Mumbai, Clinton dijo que ‘si miras al mapa (electoral) de Estados Unidos hay todo ese rojo en el medio donde ganó Trump. Yo gané en la costa, Illinois, Minnesota, lugares como ese. Pero lo que el mapa no te muestra es que yo gané en los lugares que representan dos tercios del Producto Interno Bruto de Estados Unidos'.

Este es uno de los puntos sobre los que insiste Clinton, el haber obtenido más votos en aquellos estados ‘que son optimistas, diversos, dinámicos y avanzados', reporta Business Insider .

Otro episodio fue cuando publicó un libro titulado Qué pasó , diez meses después de haber finalizado las elecciones presidenciales.

En él ataca al exdirector del FBI, James Comey, al socialdemócrata Bernie Sanders, el Kremlin, al sexismo, el sistema electoral y la lista sigue.

A estas criticas contestó Sanders de una manera mordaz. ‘Corriste contra el candidato más impopular de la historia y perdiste'.

En las encuestas la excandidata llegó a superar a su contendiente por 2 o 3%, mientras que en otras encuestas, como la de Bloomberg, el magnate le superaba por un 1 a 2%.

Otro sondeo realizado por Gallup en diciembre pasado muestra una caída en su popularidad, pasando del 38% al 36%. Mientras que su impopularidad sigue subiendo, superando el 60%.

Curiosamente su esposo, Bill Clinton, se encuentra mejor posicionado que ella.

Aunque los ataques están dirigidos casi siempre a los chivos expiatorios, Clinton también hace mea culpa.

Recuerda como ejemplo el no haber prestado atención en estados claves como Wisconsin. Asumió que ya tenía el voto ganado en estos solo porque en los pasados comicios el electorado favoreció al expresidente Barack Obama.

Pero contrario a lo que uno considera prudente, Clinton y buena parte del Partido Demócrata han continuado insistiendo en la narrativa rusa y su extensa lista de chivos expiatorios. No ven el problema en sus relaciones con Wall Street y la industria armamentística.

Esto ha sido posible gracias al apoyo de cadenas como MSNBC o CNN , las cuales siguen otorgándoles el espacio para recordar su derrota al público estadounidense y señalar con el dedo a quienes ellos consideran culpables de su fracaso electoral.

TEMAS NACIONALES

Deberían cambiar de táctica y dejar de lado la trama rusa, Stormy Daniels o Vladimir Putin, pues estos temas no ocupan el interés del pueblo estadounidense según revelan los sondeos.

Una encuesta de Gallup reveló que el 55% de los estadounidenses estarían a favor de un modelo público de seguridad social. Se trata de un tema que ha recibido un apoyo superior al 50% desde el año 2001.

O, por ejemplo, las peticiones de reformas destinadas al control de la venta y compra de armas. El 51% de los ciudadanos de EE.UU. apoyarían este tipo de legislaciones. Incluido los republicanos.

No hace mucho hubo marchas en distintas partes del país que exigían a los políticos de Washington implementar regulaciones más rudas para impedir que personas con un pasado inestable tengan acceso a armas.

JUEZA DESESTIMA DEMANDA DE EXASESOR DE TRUMP

Una jueza federal estadounidense desestimó la demanda civil presentada por el exjefe de campaña del presiente Donald Trump, Paul Manafort, contra el fiscal especial que investiga la supuesta injerencia rusa en las elecciones de 2016, Robert Mueller.

La jueza Amy Berman Jackson consideró que la vía escogida por Manafort, la de una demanda civil, no era ‘el vehículo apropiado para abordar lo que un investigador ha hecho en el pasado o lo que hará en el futuro' en un proceso criminal, según reza su decisión.

Además, la magistrada también explicó que existe un principio por el que un tribunal no debe ejercer sus poderes ‘equitativos' para ‘interferir o participar en una investigación criminal en proceso' cuando el acusado tiene la oportunidad de ‘retar' cualquier ‘defecto' en la investigación durante el juicio o con un recurso directo.

‘Por todas estas razones, el caso civil de Manafort será rechazado y sus preocupaciones sobre la investigación del fiscal especial serán abordadas en el caso criminal', concluyó.

Manafort presentó en enero una demanda contra el fiscal especial y contra el fiscal general adjunto, Rod Rosenstein, que avaló a Mueller para que dirigiera la investigación, y contra el Departamento de Justicia.

En el documento alegaba que el Departamento de Justicia violó la ley al nominar a Mueller para que liderase la pesquisa en mayo de 2017.