Temas Especiales

30 de Jun de 2022

América

Uno de cada dos canadienses reportan deterioro de salud mental durante pandemia 

La encuesta, realizada entre el 15 y el 17 de abril, también mostró que el 10 por ciento de los encuestados dijo que su salud mental empeoró "mucho" 

Canadá eleva a 14 el número de personas contagiadas con el COVID-19
Canadá eleva a 14 el número de personas contagiadas con el COVID-19EFE

La mitad de los canadienses han reportado que su salud mental se ha deteriorado durante la pandemia de COVID-19, según una encuesta en línea publicada hoy por el Instituto Angus Reid.

 

La encuesta, realizada entre el 15 y el 17 de abril, también mostró que el 10 por ciento de los encuestados dijo que su salud mental empeoró "mucho" . 

Cuando se les preguntó sobre sus principales sentimientos en las últimas semanas, el 44 por ciento de los encuestados respondió "preocupado" , el 41 por ciento dijo "ansioso" , el 30 por ciento contestó "aburrido" y el 16 por ciento dijo estar "deprimido". 

Sólo un 11 por ciento dijo estar tranquilo y el 14 por ciento dijo que se siente normal. La encuesta dividió a los canadienses en cuatro categorías: los que mantienen una buena situación mental y financiera, los que tienen dificultades mentales, los que tienen problemas financieros y las personas más afectadas que sienten graves efectos en las dos categorías, mentales y financieras. 

Al menos 20 por ciento de los canadienses de todas las regiones se ubicó en la categoría de los más afectados. Una cuarta parte de las personas del grupo más afectado dijo que sus relaciones en casa se han visto afectadas desde el inicio de la pandemia, en comparación con el 6 por ciento dentro del grupo que se las está arreglando bien. 

Aunque los efectos de la pandemia sobre la salud mental son comunes en todos los grupos de género y edad, los hombres de 55 años de edad o más dijeron estar menos afectados y las mujeres de entre 18 y 54 años fueron más susceptibles a reportar efectos sobre la salud mental. 

El aislamiento también ha afectado la relación de quienes comparten una vivienda, aunque para la mayoría, el confinamiento no está llevando a quienes viven en el mismo espacio a enfrentarse. 

Una cuarta parte de los encuestados dijo que sus relaciones con los compañeros de vivienda ha mejorado, 14 por ciento dijo que ha empeorado y la mayoría respondió que no ha cambiado en absoluto. 

A pesar de reportar un deterioro en la salud mental, tres cuartas partes de los canadienses dijo que sería muy pronto para empezar a suspender las restricciones a las empresas y las reuniones públicas, según la encuesta. Fin