07 de Dic de 2021

América

El Parlamento boliviano clausura la gestión 2020-2021 marcada por la polarización

Entre acusaciones de "golpe de Estado" y de "fraude electoral", el parlamento boliviano concluye su legislatura 2020-2021

El Parlamento boliviano clausura la gestión 2020-2021 marcada por la polarización
El conflicto se dio entre legisladores del partido oficialista Movimiento al Socialismo y los opositores Comunidad Ciudadana y CreemosEFE

El Parlamento de Bolivia clausuró este miércoles la legislatura 2020-2021 en medio de tensiones entre legisladores del oficialista Movimiento al Socialismo (MAS) y los partidos opositores Comunidad Ciudadana y Creemos por los sucesos en la crisis política y social de 2019.

La sesión conjunta del Senado y la Cámara de Diputados en la que los líderes de ambas instancias entregaron sus informes, se vio interrumpida por momentos por los fuertes roces entre los oficialistas que insistieron en que en 2019 hubo un "golpe de Estado" y los opositores que respondieron que lo que pasó en ese año fue un "fraude electoral".

Durante su discurso el presidente de la Cámara de Diputados, Freddy Mamani Laura, insistió en que en 2019 hubo una "ruptura del orden constitucional", un "golpe de Estado" y una "dictadura", palabras que arrancaron el reproche de varios de los opositores.

Freddy Mamani informó que la Cámara de Diputados entre el 3 de noviembre de 2020 al 31 de octubre de 2021 aprobó 50 proyectos de ley y sancionó 10, en 225 sesiones, entre ordinarias y plenarias, con las distintas comisiones y en conjunto con el Senado.

El legislador mencionó que con las normas trabajadas se dio prioridad a la "reactivación económica, salud y acceso a la educación" en un contexto marcado por la pandemia y la "recuperación de la institucionalidad luego del golpe de Estado".

Destacó normas como el Impuesto a las Grandes Fortunas, la devolución del 5 % del Impuesto al Valor Agregado (IVA), la devolución de aportes de las AFP y sobre la emergencia sanitaria por la covid-19.

La Cámara Baja también efectuó 1.481 solicitudes de informes escritos a instituciones del Estado, realizó 33 informes orales funcionarios de alto rango y efectuó tres interpelaciones a ministros.

A su turno, el presidente del Senado, Andrónico Rodríguez, también del MAS, dijo que se ha efectuado "una gestión regular" y que falta superar "muchas deficiencias" que se han tenido y pidió tanto a opositores como oficialistas generar debates y evitar "insultos o golpes".

Justamente este año se produjo una pelea a puños entre el senador opositor Henry Montero y el diputado oficialista Antonio Colque durante la interpelación al ministro de Gobierno (interior), Eduardo del Castillo.

Rodríguez señaló que en esa Cámara se aprobaron 200 leyes y 1.091 informes orales y 15 escritos.

Para la legislatura 2021-2022 los principales desafíos están relacionados con la aprobación de juicios de responsabilidades contra la expresidenta interina Jeanine Áñez, quien se encuentra detenida desde hace casi ocho meses.

Otras de las tareas pendientes son la reforma judicial y los ajustes a una ley que garantiza a las mujeres una vida libre de violencia.

Asimismo, los efectos que provocará la ley del Plan de Desarrollo Económico y Social 2021-2025 recientemente aprobada y que ya ha causado tensión entre el Gobierno central con las gobernaciones, los municipios y las universidades.