Temas Especiales

26 de May de 2020

Mundo

David Cameron pide perdón

LONDRES. El primer ministro británico David Cameron consideró ayer ‘injustificada e injustificable’ la matanza de civiles conocida como...

LONDRES. El primer ministro británico David Cameron consideró ayer ‘injustificada e injustificable’ la matanza de civiles conocida como ‘Bloody Sunday’ y pidió perdón casi cuatro décadas después por este negro episodio del conflicto en Irlanda del Norte.

‘Las conclusiones son absolutamente claras. No hay duda. No hay nada equívoco. No hay ambigüedades. Lo que sucedió en el ‘Bloody Sunday’ fue injustificado e injustificable’, afirmó Cameron ante el parlamento al presentar las conclusiones de la investigación judicial más larga y costosa de la historia británica.

‘Algunos miembros de nuestras fuerzas armadas actuaron de manera equivocada’, agregó el primer ministro. ‘El gobierno es en última instancia responsable por la conducta de las fuerzas armadas. Y por eso, en nombre del Gobierno lo siento profundamente’.

El ‘Bloody Sunday’ fue uno de los episodios clave en el conflicto entre católicos independentistas y protestantes unionistas que dejó más de 3,500 muertos durante tres décadas y que concluyó con el acuerdo de paz del Viernes Santo en 1998.

Las palabras de Cameron fueron recibidas con vítores y aplausos en Londonderry, escenario de ese ‘Domingo sangriento’, cuando miles de personas siguieron su declaración a través de una pantalla gigante erigida en la plaza del ayuntamiento.

Los familiares de las víctimas rehicieron ayer en silencio y con fotos de sus seres queridos el letal recorrido de la manifestación.

El informe, que será estudiado en Irlanda del Norte, podrían avivar las tensiones en una provincia donde las comunidades católica y protestante no están totalmente reconciliadas.