26 de Sep de 2021

Mundo

Funeral de las víctimas judías de atentado terrorista en París

El presidente Rivlin, dijo que no quería que ese fuera el recibimiento que Israel le diera a los franceses de la comunidad judía

El funeral de las cuatro personas judías muertas en los recientes ataque terroristas en París, que cobraron la vida de un total de 17 franceses, se realizó hoy en Jerusalén, en una ceremonia conjunta donde estuvieron presentes los familiares, autoridades del gobierno de Israel y de Francia.

Yoav Hattab, Philippe Braham, Yohan Cohen y François-Michel Saada, murieron en el asalto terrorista al supermercado Hyper Kosher en París, después que dos extremistas atacaran horas antes la redacción de la revista Charlie Hebdo, matando a 12 personas entre periodistas y policías.

Cohen, de 22 años, era empleado del supermercado HyperKasher; Hattab, de 21 años, era estudiante, su padre es el rabino jefe de Túnez; Phillipe Barham, de 45 años, era un ejecutivo de una empresa de tecnología, padre de cuatro hijos y el hermano de un rabino; y Saada, de 64 años, estaba jubilado y tuvo dos hijos.

En el funeral en el cementerio de Givat Shaul en las afueras de Jerusalén, estuvieron el primer ministro israelí Benjamín Netanyahu, el presidente Reuven Rivlin y el líder de la oposición, Isaac Herzog, otros ministros, funcionarios israelíes y la ex candidata presidencial de Francia, Ségolène Royal, ahora ministra de Ecología y Energía de su país

El presidente Rivlin, dijo que no quería que ese fuera el recibimiento que Israel le diera a los franceses de la comunidad judía, los quería viviendo en Israel. Netanyahu por su parte, expresó que aunque estas cuatro personas fueron asesinadas sólo por ser judíos, el terrorismo no es sólo enemigo de los judíos, sino de toda la humanidad.

El líder de la oposición, Herzog, manifestó que “esta es una pieza más de la cadena de atrocidades contra el mundo libre ...en el mismo año, contra el mismo objetivo, hacerle daño ... matar a cualquiera que piensa o reza diferente que ellos, no importa si es judío, cristiano o musulmán”.

La ministra Royal, otorgó a los familiares la máxima condecoración francesa, expresó que las cuatro personas fueron asesinadas por ser judías “el antisemitismo no tiene lugar en Francia y sin los judíos en Francia, el país no será el mismo”.

El tío de Yohan Cohen, narró que su sobrino trató de arrebatar el arma al terrorista que entro al supermercado, “se ha marchado un ángel” dijo. Mientras, el papa de Yoav, el rabino Benjamín Hattab, expresó “yo recibo el juicio del cielo con amor”, no pudo hablar más.

Conmovedor también resultó las palabras de la esposa de Philipe, Valerie, dijo que era una persona perfecta, pensaba en los otros antes que el mismo, “yo lloro y sé que ustedes lloran conmigo”. Yonatahn, el hijo de Saada, manifestó “mi padre estaba enamorado de Israel, esta aquí ahora, esta contento de estar aquí”.

Adis Urieta, Corresponsal de La Estrella de Panamá en Jerusalén