Temas del día

28 de Feb de 2020

Nacional

Desesperación se apodera de Haití

. PUERTO PRINCIPE. En las calles de la capital haitiana el olor a mortandad es dueño de la atmósfera. Bajo el calor del sol en el día, o...

. PUERTO PRINCIPE. En las calles de la capital haitiana el olor a mortandad es dueño de la atmósfera. Bajo el calor del sol en el día, o la fría noche, y, aunque la gente se estire la manga de la camisa o de la blusa para cubrirse la nariz, nadie escapa de este.

Además de las barricadas de cadáveres que han sido recogidos y los miles que aún están bajo los escombros, la otra parte de los haitianos, los que sobrevivieron, vagan como “zombis” en busca de sus familiares unos, o de alimentos otros, o de ambas cosas todos.

Algunos se ven almacenando agua en pequeños tanques. Aprovechan las tuberías rotas. Nada se desperdicia. Los otros están heridos en los centros de atención médica y en las carpas de albergues improvisados esperando ayuda internacional que alivie la agonía.

La desesperación amplía también su reino en medio de la incertidumbre. Y la delincuencia también hace los suyo. Ya se han dado saqueos en las propias reservas de ayuda alimentaria que ha llegado tras el sismo de 7.3 grados que derrumbó Puerto Príncipe el martes pasado.

La vocera del Programa Mundial de Alimentos de la ONU, Emilia Casella, dijo ayer que las autoridades de la capital haitiana han recuperado la mayor parte de las reservas de los alimentos de la organización que fueron tomados por saqueadores en los cuatro almacenes en la capital del desastre. De pasó anunció que la organización suministrará unas 6.000 toneladas de asistencia alimentaria. Precisamente habían sido halladas 6.000 toneladas de alimentos en un almacén deteriorado cerca del barrio marginal de Cite Soleil. Esa cantidad representa casi el 40% de la ayuda alimentaria que tenía la ONU en Haití antes del terremoto.

No obstante, la ONU tiene otros seis almacenes fuera de la capital y no hay informes de saqueo, añadió.

LOS DAÑOS

Hasta el 50% de la infraestructura y otros lugares de Haití que más resintieron el sismo está destruido, afirmó el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, quien hizo un llamó a reunir 550 millones de dólares para más alimentos, agua, cobija e insumos.

Ban Ki-moon reconoció sin embargo que “hay frustración” entre los haitianos por el ritmo de la asistencia, por ello la ONU está atenta a posibles indicios de desasosiego social.

El vocero de la ONU, Martin Nesirky informó que está confirmada la muerte de 37 empleados del organismo y que 330 siguen desaparecidos entre las 12.000 personas que realizaban las operaciones del organismo en Haití.

VÍCTIMAS

“Ya hemos recogido unos 50 mil cadáveres y anticipamos que habrá entre 100.000 y 200.000 muertos en total, aunque nunca sabremos la cifra exacta”, dijo el ministro del Interior, Paul Antoine Bien-Aime.

Unas 250 mil personas quedaron heridas según el Ministerio de Salud y entre 750 mil y un millón quedaron sin sus viviendas. La prioridad es recoger los cuerpos para evitar las epidemias en el país.