La Estrella de Panamá
Panamá,25º

12 de Nov de 2019

Nacional

Ministerio de Gobierno realiza recorrido y defiende cárceles modulares

Un recorrido por los nuevos módulos móviles para celdas, ubicados detrás de la sede de la Policía Nacional, realizaron este lunes un gr...

Un recorrido por los nuevos módulos móviles para celdas, ubicados detrás de la sede de la Policía Nacional, realizaron este lunes un grupo de periodistas, con el fin de conocer todos los detalles del proyecto de suministro, instalación y construcción de montaje para los módulos carcelarios, por un costo de más de 4 millones de dólares.

El director del Sistema Penitenciario, Ángel Calderón, explicó a los comunicadores que han sido instalados 66 módulos con capacidad para 4 personas privadas de libertad y se ha contemplado el traslado de los 178 privados de libertad de La Chorrera para mayo..

El Ministerio de Gobierno en una nota de prensa informó que estos módulos móviles que cumplen con los estándares de la Organización de Naciones Unidas, incluye instalaciones sanitarias básicas antivandálicas.

Se aclaró que no es un contenedor, es una celda módulo de lámina y acero con aislante de calor y frío, además es diseñada para utilizarse como máxima seguridad porque cuenta en el centro con un aislante térmico.

La ventaja de este sistema es que son movibles y una vez cumplen su cometido en este sector, se pueden trasladar a cualquier lugar del país donde se requieran.

Según las autoridades ministeriales, este sistema modular viene hacer un paliativo al hacinamiento y los problemas de infraestructura de los centros penitenciarios panameños.

El pasado viernes 20 de abril, el ministro de Gobierno, Jorge Ricardo Fábrega, aseguró que las cárceles modulares en La Chorrera han sido producto de una licitación que fue adjudicada a una empresa con tecnología española, la cual no tiene ninguna relación con Italia, ni con italianos.

El funcionario aclaraba el caso luego que la televisora local difundiera la construcción de la cárcel y se observara el avance en medio de señalamientos ante un supuesto soborno para beneficiar a una empresa italiana para la construcción de cárceles en Panamá.