Temas Especiales

31 de Oct de 2020

Nacional

Posible huelga nacional por conflictos en la CSS

PANAMÁ. El humo blanco que todos esperaban ver luego que este jueves los gremios y las autoridades de la Caja de Seguro Social (CSS) log...

PANAMÁ. El humo blanco que todos esperaban ver luego que este jueves los gremios y las autoridades de la Caja de Seguro Social (CSS) lograran un acercamiento con la mediación de la Iglesia Católica nunca apareció. Por el contrario, la situación hoy es más tensa, con el riesgo que una huelga por reclamos salariales pudiera terminar en un paro nacional de connotaciones políticas.

La abrupta salida del foro de discusión del secretario general de la Asociación Nacional de Funcionarios de la Caja de Seguro Social (Anfaccs), Gerardo González, presagiaba lo que muy pocos imaginaban.

Tras acusar a las autoridades de la Caja de Seguro Social de ‘prepotentes’, anunció que buscaría el respaldo de agrupaciones como Suntracs, Frenadesso, CONUSI, los gremios docentes, de los trabajadores de las fincas bananeras y de los indígenas.

La ‘caballería’ se hizo eco de este pedido de ayuda. Al filo de las cuatro de la tarde, empezó a tener el efecto esperado porque en una conferencia de prensa los representantes de la Confederación Nacional de Unidad Sindical Independiente (CONUSI) y del Consejo Nacional de Trabajadores Organizados, (CONATO) acudieron al llamado y expresaban que no descartan una huelga nacional.

‘Nos vamos a mantener en alerta y llamaremos a nuestras estructuras sindicales para darle seguimiento a esta problemática (diálogo entre gremios y directivos de la CSS); estaríamos nosotros discutiendo la solidaridad con los compañeros de la CSS’, advirtió Marco Andrade, de CONUSI.

En tanto, Pedro Hurtado, vocero del CONATO, aseguró que estarán monitoreando y ‘si esto trasciende’ (la crisis CSS y gremios) harían la presión para darle una definición al conflicto que está próximo a cumplir su primera semana.

‘Todavía no podríamos llegar a una huelga nacional y hay que evaluar. Depende de cómo avance y nosotros tomaríamos una decisión y esa (la huelga nacional) está entre todas las posibilidades’, concluía Hurtado.

Por otra parte, Mario Almaza, dirigente magisterial, no descartó un posible apoyo a las medidas de los gremios del Seguro.

‘Estamos de acuerdo con la lucha en el Seguro, pero antes de tomar una decisión tenemos que buscar el consenso de las bases’, adelantó Almanza.

INICIÓ EL DIÁLOGO

Por otra parte, en Miraflores, la primera jornada de diálogo entre autoridades y la dirigencia de la llamada Coordinadora de Trabajadores del Sector Salud terminó sin avances significativos.

Al inicio de las conversaciones, el director de Prestaciones Médicas de la CSS, Javier Díaz, establecía que las autoridades de Salud tienen la mejor disposición de obtener resultados positivos para lograr el entendimiento y poner fin a esta huelga que hoy llega a su sexto día.

Díaz reiteró que estaban allí sin precondiciones.

La conversación siempre fue a puerta cerrada, como se tenía previsto. Se tomaban algunos recesos pero ninguna de las partes opinaba ni comunicaba a la prensa sobre avances en la mesa de negociación.

‘Se mantiene la voluntad de diálogo, no se ha llegado a consenso’, dijo a los periodistas al término de la reunión el mediador por la Iglesia católica, el sacerdote Eusebio Muñoz.

Este diálogo se desarrolla en la Casa de Retiro Monte Alberna, donde opera una extensión del Seminario Mayor San José.

El religioso indicó que las partes buscarán acercar propuestas sobre el primer punto, que trata de las represalias, por lo que las conversaciones continuarán el lunes próximo.

‘La aspiración de la Iglesia es que podamos evacuar este punto para poder lograr el anhelado restablecimiento de los servicios de salud en el Seguro Social’, expresaba Muñoz.

REPRESALIAS, EL TRANQUE

Sobre este último punto, Álvaro Lozano, vicepresidente de Conagreprotsa, dijo que hay represalias de la administración de la CSS porque ‘se están dando destituciones, se están levantando expedientes y sustrayendo las listas de asistencia’.

El dirigente de los técnicos de salud advirtió que el paro continúa mientras no haya un cese del ‘hostigamiento’ por parte de las autoridades de salud.

Mientras esto ocurre, son miles los asegurados afectados con el paro.