Temas Especiales

03 de Apr de 2020

Nacional

Basura sepulta el hospital chorrerano

LA CHORRERA. Lo que para las aves de rapiña y algunas palomas consideran su festín del día, para la administración del Hospital Nicolás ...

LA CHORRERA. Lo que para las aves de rapiña y algunas palomas consideran su festín del día, para la administración del Hospital Nicolás Alejo Solano, en el distrito de La Chorrera, es el inicio de un conflicto que puede llevar a este nosocomio a tomar medidas drásticas en cuanto al manejo de su presupuesto.

Solo basta echar una mirada en la tina de depósito de basura común del hospital chorrerano para darse cuenta que la falta de recolección de basura por parte de la Empresa Metropolitana de Aseo (EMAS S, A) obedece a un conflicto entre ambos, el cual sin que nadie lo supiera, se viene registrando desde hace casi cuatro meses y se agrava con la entrada del año 2014.

Aldo Castañedas, director administrativo del hospital, no para de sacar cuentas porque a partir de este mes el pago por la recolección de basura ya no será de $3,910.90 al mes sino que deberán cancelar $6,875.00 por eliminar la basura.

Dijo sentirse preocupado porque en este mes de enero recibieron una cotización por parte de la empresa EMAS donde se describía que el proceso de recolección, transporte y disposición final de los desechos sólidos generados por el hospital a partir del primero de enero y hasta el 31 de diciembre de 2014 tendría el precio unitario descrito y el monto anual sería de $82,500.

‘La nota es clara, la empresa indica que la frecuencia de recolección se realizará tres veces por semana y que dicha cifra se basa en la cantidad y volumen de desechos generados por la entidad; sin embargo, no contamos con esa suma anual’, señaló Castañedas.

VERSIÓN DE LA EMPRESA

Sergio Díaz, gerente de Emas S.A., indicó que la cantidad de basura que hay en el depósito del hospital es la que se genera día a día y la empresa no ha dejado de prestar el servicio regularmente en horas de la tarde.

Aseguró que a pesar de la deuda de cuatro meses que mantiene la administración del hospital, por casi $12,000, se sigue prestando el servicio, pues se sabe que estos desechos no pueden quedarse en el sitio por ser una institución de salud.