Temas Especiales

27 de Oct de 2020

Nacional

Feria atenderá cerca de 20 mil extranjeros

El Servicio Nacional de Migración dio inicio ayer a la regularización de indocumentados. Se mantienen las posiciones a favor y en contra

Con la presencia de unos 500 extranjeros indocumentados, arrancó, este jueves en la Arena Roberto Durán, la décimo quinta versión de la feria migratoria ‘Crisol de Razas’, que tendrá una duración de 11 días.

Los extranjeros, que sacaron sus citas por vía internet, cumplían los procesos para obtener su carné migratorio de dos años o renovación de 10.

Según la información proporcionada a La Estrella de Panamá , se registraron unas 20 mil 200 personas de todas las nacionalidades.

Los funcionarios migratorios atendían a los ilegales mientras, en el recinto, una bocina dejaba oír música típica panameña. Alrededor de 1,200 extranjeros serán evaluados por día.

Pedro Pablo Ogando, nacido en República Dominicana, se mostraba satisfecho al recibir su primer carné de residencia por dos años.

Sin embargo, afuera del coliseo de Juan Díaz, un grupo de indocumentados pedía ayuda con las citas, que les fueron canceladas entre el 8 y 12 de septiembre.

Según Hendrik Álvarez, dirigente venezolano, los antisociales no necesitan registrarse ni legalizarse en la feria, ‘porque siempre andan escondidos’.

‘Aquí viene gente de progreso... Yo no creo que ningún delincuente venga a dar su cara aquí, a traer su foto, dejar sus huellas, a traer su récord policivo’, consideró.

En tanto, Omayra Avendaño, del movimiento de jóvenes contra las ferias, calificó la actividad como una ‘ilegalidad’ y burla el sentir del nacional y extranjero que reside en Panamá.

‘Hay más de 2 mil desempleados en Colón. Estamos importando pobreza y sembrando más pobreza en el país’, reclamó.

LEY MIGRATORIA

La abogada Irma Araúz, de la Comisión de Derecho Migratorio, destacó que las autoridades no quieren modificar la ley migratoria. ‘El programa de las ferias es una política que ha perjudicado mucho al país ’, acotó.

Ayer, el director de Migración, Javier Carrillo, no quiso opinar sobre las modificaciones propuestas a la norma migratoria de 2008. ‘No tengo opinión ’, dijo.

Carrillo negó que esquive las participaciones en los foros de los abogados.