Temas Especiales

13 de May de 2021

Nacional

La portabilidad es un derecho que pagan los consumidores

Según la ASEP, para el primer semestre se dieron más de 67 mil cambios de líneas en la red móvil, lo que significó un aumento de 37.4%

En Panamá, los usuarios de servicio telefónico que han cambiado de proveedor —llevando consigo el mismo número— suman 359,182 entre noviembre de 2011 y mediados de octubre de 2014.

Del total de cambios de línea , 326,063 corresponden a la red móvil y 33,119 a la red fija, informó la Autoridad Nacional de los Servicios Públicos (ASEP).

Al cierre del año 2013, había 6.3 millones de líneas activas en Panamá, incluyendo fijas y móviles.

La popularidad del servicio se debe a las constantes ofertas que las compañías brindan a sus clientes, desde minutos más baratos y planes corporativos hasta la ‘data más rápida del mercado’ u otros valores agregados.

En el primer semestre de 2014, fueron portadas ( ver definición de portabilidad numérica en nota de esta misma página ) unas 70,469 líneas, de las cuales 67,030 eran móviles, lo que marca un incremento del 37.4% respecto a las 48,802 líneas que hicieron el cambio en el mismo periodo del año anterior, indica el último informe estadístico que se mantiene en la página de internet de la ASEP.

En promedio, son portados más de 500 números de la red móvil por días hábiles en un mes.

La mayor cantidad (591) de estos se registró en el mes de octubre de 2013.

Del total de números portados registrados durante el primer semestre, el 85% corresponde a prepagos y el 15% son de postpago (contrato).

De ese 85% de números prepagos portados, el 73% se mantiene en prepago y solo un 12% se porta a postpago, mientras que del 15% de postpagos que se portan, un 14% se mantiene en postpago y un 1% se pasa a prepago, indican las estadísticas de la entidad reguladora de los servicios públicos.

Al ser consultados sobre el tema, Yenifer Bolívar, especialista de medios de Telefónica Panamá, indicó que en un mercado con una penetración móvil tan alta como es el caso de Panamá, la portabilidad numérica representa un estímulo para que los operadores aumenten el abanico de ofertas y el desarrollo de nuevos servicios, incentivos y el uso de nuevas tecnologías.

Giovani Fletcher, del Instituto Panameño de Derecho de Consumidores y Usuarios, dijo que la portabilidad ha diversificado el mercado de los servicios de telefonía con diversas ofertas dirigidas a retener y capturar clientes. Además, que los usuarios ya no están atados a un solo operador para mantener su número.

RED FIJA

La portabilidad de números fijos empezó a ser ofrecida en Panamá desde el año 2003, sin mayor publicidad.

Desde entonces, unas 1,250 líneas fueron portadas en promedio por año.

Pero al momento de iniciar la portabilidad numérica para números móviles, en noviembre de 2011 hasta la fecha, el interés por la portabilidad de líneas fijas disminuyó. Es decir, se registra un promedio de 51 números portados por días hábiles en un mes.

Durante el primer semestre de 2014, se han dado 3,439 portabilidades de números fijos, indican datos de la ASEP.

La disminución del interés por la portabilidad numérica fija se debe a que es mucho más lenta que la portabilidad de las líneas móviles, ya que requiere de cuatro días para que se concrete la desinstalación y la nueva instalación de los cables.

En cambio, la portabilidad de los números móviles es más sencilla, solo requiere de un día, en el cual se hace el cambio de ‘Sim card’ o chip y otros procesos sencillos por vía web, de acuerdo con información suministrada por dependientes de tiendas que hacen estos trámites.

El reglamento de portabilidad numérica contempla que cuando un cliente desea portarse a otra compañía, el operador donante (empresa de la que se quiere cambiar el cliente), puede hacer una contraoferta al cliente en donde el servicio fijo es de un día y para el servicio móvil, de cuatro horas.