Temas Especiales

26 de Nov de 2020

Nacional

Un pasado turbulento

La vida legal de Ignacio Fábrega es muy ‘colorida’. Monte Friesner, analista criminal y de inteligencia de la página Wanted, S.A.

Un pasado turbulento
Un pasado turbulento

La vida legal de Ignacio Fábrega es muy ‘colorida’. Monte Friesner, analista criminal y de inteligencia de la página Wanted, S.A. , especializada en lavado de dinero, cita algunos episodios llamativos de su pasado: "de acuerdo con informes revisados, mientras laboraba en el Banco Universal blanqueó dinero en el fraude piramidal para el convicto David Murcia Guzmán; tuvo una casa de empeño que fue clausurada por las autoridades por comprar armas y joyas robadas; fue arrestado —agrega la página—, pero no procesado, cuando la Policía lo descubrió transportando una gran cantidad de armas en su automóvil particular".

¿Quién recomendó y permitió que Fábrega ocupara el cargo de director del departamento de Supervisión de la Superintendencia de Mercado de Valores (SMV)?

El 2 de octubre de 2014, Fábrega fue querellado por la SMV, por presunto delito contra la administración pública, por haber revelado información confidencial desde un correo de la SMV a la casa de valores Financial Pacific, que estaba siendo investigada por la SMV.

Dos días depués de haber presentado su renuncia como director de Supervisión en la SMV, Fábrega aparecía en la carpeta de directores de Financial Pacific.

La casa de valores sufrió un desfalco millonario, del que sus directivos, Iván Clare y West Valdés, culparon a Mayte Pellegrini, gerente de procesos administrativos internos.

La acusaron de alterar los registros y libros de la empresa desde el año 2009 hasta el 2012, y de transferir $19 millones a cuentas suyas y de sus familiares.

Desde entonces, la SMV y la casa de valores presentaron diversas querellas.

Un amparo de garantías interpuesto por los directivos de Financial frenó la investigación durante casi dos años, tiempo en que el caso estuvo en manos del magistrado Alejandro Moncada Luna. Un año después, los directivos cedieron el control.

Tras el cambio de gobierno, y ante la negligente —de acuerdo con Pellegrini— investigación del fiscal Julio Laffaurie, la defensa de la imputada trasladó el caso a la Fiscalía XIV.