Temas Especiales

24 de Jan de 2021

Nacional

'Después de los Tratados Torrijos Carter es la acción diplomática más grande'

Leonardo Kam fue uno de los primeros que trabajó en el establecimiento de las relaciones diplomáticas entre Panamá y  China

'Después de los Tratados Torrijos Carter es la acción diplomática más grande'
Los panameñso chinos celebraron el establecimiento de las relaciones diplomáticas..

Experto en temas internacionales y antiguo agregado comercial de Panamá en China, Leonardo Kam fue uno de los  gestores originales del establecimiento de relaciones diplomáticas entre Panamá y la República Popular de China.
Según contó a La Estrella de Panamá,  esta aparentemente sorpresiva  decisión significa un cambio casi geológico de la política exterior panameña, un salto cualitativo para Panamá en términos de relaciones internacionales y  “la medida diplomática más importante del país, después de la firma de los tratados Torrijos-Carter, en 1977”.
La historia
Para que se haya llegado a este acercamiento definitivo con la República Popular de China, importante segundo usuario  del Canal de Panamá, Leonardo Kam explica que se generó una “acumulación  política” que nació en 1979,  con la “intención”  del por entonces presidente Aristides Royo.
Hubo otro intentó después,  en 1989, cuando el representante de China en Colombia viajó a Panamá con  el interés de  retomar las conversaciones que habían comenzado diez años atrás. 
 “Nos reunimos con el general Manuel Antonio Noriega y él apoyó la iniciativa, pero un mes después se dio la invasión de Estados Unidos en Panamá”, recordó Kam.
Con conversaciones pausadas durante seis años, se pudo firmar un acuerdo en 1995 bajo el mandato del  presidente  Ernesto Pérez Balladares, en el que  se acordó la apertura de oficinas comerciales de Panamá en China y viceversa. Para 1996, Darío Chirú se convierte en el primer representante comercial de Panamá en China.
Las conversaciones con el gigante asiático siguieron. 
El país más poblado del mundo, que ha aportado su impronta cultural y económicamente a Panamá con una emigración china que comenzó en 1854, nunca ocultó sus planes de establecer relaciones fructíferas en América Latina y según cuenta Leonardo Kam, los primeros pasos para una apertura diplomática se concretaron con dos rondas de reuniones en España, en  2005, con los auspicios del expresidente Martín Torrijos.

“El presidente Torrijos como hombre metódico, había establecido una agenda, pero en ese momento tenía prioridad los temas nacionales y al cancelarse el TLC de Panamá con Estados Unidos y estar listos para abrir relaciones con China, las relaciones habían cambiado”, detalló.

“Es proceso de maduración que dio su fruto ayer. Es una medida que celebro porque el 98% de los chinos panameños son descendientes de la china continental. Yo soy 50% chino”, cuenta Kam.

Para el analista, en términos económicos la decisión posiciona a Panamá en el escenario global de los grandes, por vincularse con una potencia emergente y advierte que en los círculos académicos nos e discute si China será o no una potencia, sino cuándo se consolidará como tal.

Kam también recuerda la astucia y disciplina oriental con 'La trampa de Turicides” que señala como inevitable que una potencia hegemónica entre en choque o guerra con una potencia emergente que podría suplantarla. Refiriéndose a Estados Unidos y China.

“China intenta gestionar de forma muy sabia eso, para que esto no se cumpla”, advierte el analista.

Mientras tanto la comunidad china en Panamá celebra entre fuegos artificiales el estrechón diplomático, que aunque se da más de medio siglo tarde, no deja recordar que Panamá se vincula al país más poblado del mundo, a uno de los cinco países de extensión territorial más grande del mundo, a la segunda economía más grande, uno de los cinco miembros permanente del Consejo de Seguridad y una de las economías más pujantes.

“Daba la impresión que después de la invasión tendríamos una especie de cordón umbilical con Estados Unidos pero hay que caminar para consolidar nuestra autonomía en las relaciones internacionales. Esta es una buena expresión de esto y ojalá se pueda sostener.

Sobre la ruptura de relaciones que informó Taiwán con Panamá, Leonardo Kam asevera que existen muchas formas para mantener las relaciones con China y Taiwán; de forma respetuosa.

En este marco Kam recuerda que no debe perderse de vista que “establecimos relacionas diplomáticas, un paso gigantesco, el reto es que hay que saber gestionar estas relaciones con seriedad. Con sentido estratégico y desde un enfoque multidimensional, inversión, intercambio científico técnico, turismo, exportaciones y el aspecto humano.

De turismo y comercio

La Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Panamá (CCIAP) considera que el anuncio del establecimiento de las relaciones diplomáticas entre la República de Panamá y la República Popular de China, tendrá un impacto positivo para el país.

“China es el segundo usuario más grande del Canal de Panamá, el primer proveedor de la Zona Libre de Colón y ha incrementado su interés en invertir en Latinoamérica, confiamos que esta es una decisión estratégica que traerá beneficios para nuestro país”, manifestó Inocencio Galindo De Obarrio, presidente de la CCIAP.

“Con esta decisión, se abre la posibilidad de pactar un acuerdo comercial con un país de más de mil trescientos millones de personas, incrementando las exportaciones e importaciones, además, se atraearán nuevas inversiones en Panamá, especialmente en el campo tecnológico y logístico, por mencionar algunos”, agregó Galindo.

Durante el 2016, Panamá exportó a China US$50.9 millones, 22.9% más que el año anterior, siendo los principales productos desperdicios y desechos de cobre; desperdicios y desechos de aluminio; crustáceos; madera en bruto y perfilada longitudinalmente; café, cascara, cascarilla y sucedáneos de café, entre otros. En el mismo periodo, se realizaron importaciones a Panamá por el orden de US$1,183 millones.

“Por otro lado, por los históricos lazos de amistad que nos unen con Taiwán, esperamos que, a futuro, se desarrolle una estrategia común para estabilizar las relaciones comerciales y de inversión con Taiwán en beneficio de ambos”, finalizo el presidente de la CCIAP.