Temas Especiales

12 de Jul de 2020

Nacional

El legado de Jorge Fábrega Ponce

El insigne jurista panameño dedicó su vida al estudio y a la enseñanza del derecho

Por sus importantes aportes a la justicia panameña y por su destacada labor como docente, el Tribunal Electoral y el Instituto Colombo Panameño de Derecho Procesal ofrecieron un homenaje póstumo al jurista Jorge Fábrega Ponce.

Fábrega fue descendiente directo del libertador del istmo, José Fábrega De Las CuevasArchivo | La Estrella de Panamá

El teatro de la sede principal del Tribunal Electoral se quedó chico, debido a la gran cantidad de juristas que asistieron al acto, la mayoría exalumnos del maestro Fábrega, quien es considerado el padre del derecho procesal civil panameño.

El presidente del Tribunal Electoral, magistrado Heriberto Araúz, quien fue alumno del profesor Fábrega, indicó que la obra del jurista constituye un tesoro para las presentes y futuras generaciones. No hay forma de agradecerle sus enseñanzas y su aporte al país, agregó.

Araúz dijo que Fábrega, a quien calificó como un hombre excepcional, siempre estará presente en los corazones de los abogados que lo conocieron, pues llevaba la profesión en la sangre.

Por su parte, el presidente del Instituto Panameño de Derecho Procesal, el abogado Abel Augusto Zamorano, destacó la sencillez del maestro, oriundo de Santiago de Veraguas, a quien todos sus estudiantes le tenían la confianza para acercársele y hacerle consultas.

“Mientras más sencillo es el maestro, más le permite al estudiante interactuar con él, y ese fue mi caso con el profesor Fábrega”, rememoró Zamorano.

Indicó que el jurista, miembro fundador del Instituto Colombo Panameño de Derecho Procesal, era un hombre estudioso, reflexivo, profundo en sus análisis y de una gran generosidad y sencillez, cualidades que le resultaban muy atractivas a sus estudiantes y colegas que compartían con él tareas de docencia y de investigación en nuestra casa de estudios superiores.

Siempre mostró un gran respeto por sus alumnos, a quienes les dedicaba muchas horas extracurriculares para explicarles, con mayor profundidad y detalle, las instituciones jurídicas del derecho procesal civil, recordó Zamorano.

El abogado fue un catedrático por excelencia.Archivo | La Estrella de Panamá

Por su parte, María Fábrega, hija del maestro, quien habló en nombre de la familia, expresó que su padre, en verdad, era un gran jurista, “pero quiero que todos sepan que, por sobre todas las cosas, era el mejor papá”.

El abogado Rubén Elías Rodríguez, expresidente del Colegio de Abogados e integrante del Instituto Colombo Panameño de Derecho Procesal, expresó que el legado de Fábrega tiene un valor incalculable. Fue un ser humano avanzado para su época y que se dedicó a estudiar el derecho con un gran sentido de justicia.

Fábrega escribió infinidad de artículos, obras monumentales, libros y monografías; además es autor de legislaciones como la procesal civil, las instituciones de garantía, la Ley Marítima, la Ley de Libre Competencia y Asuntos del Consumidor, entre otras.

En el homenaje, los integrantes del Instituto Colombo Panameño de Derecho Procesal aprovecharon la ocasión para presentar un libro de mil páginas dedicado a Fábrega, el cual contiene artículos de juristas nacionales e internacionales sobre diversas materias jurídicas, entre los que destacan los jurisconsultos Jairo Parra Quijano (Colombia) y Lorenzo Bujosa Vadell (España).

Oscar Vargas Velarde, coordinador de la edición del libro, indicó que la obra contiene aportes importantes, esclarecedores e iluminadores de los esfuerzos que hace Iberoamérica por el desarrollo del derecho procesal.

El libro, una hermosa edición con tapa dura, destaca en su portada una foto del maestro Fábrega y un título que dice: “Obra en homenaje al maestro Jorge Fábrega Ponce (1922 - 2017)”.