Temas Especiales

24 de Jan de 2021

Nacional

Escepticismo por resultados del Pacto del Bicentenario

Entrevistados temen que se trate de un diálogo sin frutos concretos como ha ocurrido en ensayos previos. En las primeras 24 horas de haber lanzado la plataforma Agora hubo 165 propuestas, el sábado 256 y el domingo 332

El Ejecutivo convocó al Pacto del Bicentenario el 26 de noviembre, su éxito dependerá de la participación ciudadanaLarish Julio | La Estrella de Panamá

En las primeras 24 horas de que el Ejecutivo lanzara el Pacto del Bicentenario, en la plataforma Agora se contaban 165 propuestas de ciudadanos. La página tiene la función de actuar como un canal para que las personas expongan una problemática y la solución que a su criterio debería contemplarse como parte de las políticas públicas gubernamentales.

El compás, de acuerdo a Paulina Franceschi, coordinadora del Pacto del Bicentenario, es una oportunidad para que desde la población se erijan nuevas políticas públicas y forje una nueva relación con los gobernantes, indistintamente de quien tome el mando.

No obstante, el Diálogo enfrenta varios desafíos. Una gran parte de los entrevistados por este diario mostraron cierto escepticismo ante ensayos similares previos con pocos resultados. Es como si las estuviéramos presos de nuestro propio pasado. Así que uno de los principales retos radica en la confianza que genere el gobierno hacia la población en este ejercicio.

Sin embargo, también podría orientarse como una oportunidad del pueblo para exigir al gobierno los cambios que necesita el país para modernizarse y avanzar hacia una gestión transparente. Otra incógnita radica en la implementación de los resultados una vez se hayan completado las ideas y análisis propuestos. De no lograrlo, daría razón a todos los que dudan de su eficacia.

Un tercer punto, es saber explicar a la población en qué consiste el sistema, la página de Agora, para que nadie se sienta excluido o que no lo invitaron. El innovador método es lo más democrático que se ha experimentado en el país en ejercicios de esta naturaleza. Previo a esto, la tónica que predominó en los 19 diálogos anteriores funcionó con mesas temáticas integradas por representantes de diferentes gremios, cuyos resultados en ocasiones no lograron ser sostenibles en el tiempo.

“El diálogo tiene dos grandes fortalezas: La participación ciudadana sin intermediarios, cualquiera puede hacer propuestas, no necesitas un representante”, señala Antonio Castillo, representante del Consejo Nacional de Trabajadores Organizados (Conato). La segunda, según Castillo, es que se hace énfasis en que es regional.

En cuanto a la metodología ésta debe generar confianza entre los actores y la ciudadanía. “Información oportuna en tiempo real y se capacite a la población en los trayectos del diálogo. Por eso exige confianza y que nadie pretenda jugarle vivo a los demás, sino que se tenga una visión de los problemas y cómo ponernos de acuerdo”, añade el sindicalista.

Falta explicar con detalle, una vez se reciban las sugerencias de la población, cuál será el discernimiento que aplique la Comisión de Clasificación y Viabilidad Técnica que evalúa las propuestas, las aprueba o rechaza. De ahí, cómo se trabajarán las mismas en la Comisión Regional Temática y posteriormente en la Comisión Nacional. Una serie de intelectuales han sido mencionados para realizar esta tarea: Victor Sanchez, Ivonne Torres, Rolando Guittens, Luz Romero, Marixa Lasso, Rene Quevedo, Guevara Mann, Eloy Fisher y Harry Brown.

Quevedo considera que se trata de un enorme paso, “pues establece un proceso hacia la solución de los problemas estructurales que hacen de Panamá, el sexto país más desigual del mundo, y estoy seguro será complementado con otros esfuerzos orientados a resolver retos coyunturales más urgentes, como la reactivación económica, la generación de empleo y la situación financiera de la Caja del Seguro Social (CSS)”.

Y es este último de la CSS, el imperante. En enero iniciará un diálogo paralelo con la intención de reflotar económicamente el programa de Invalidez, Vejez y Muerte. Un tema que pone nerviosos a trabajadores y empresarios, aunque el mandatario Laurentino Cortizo, avanzó que buscarán ideas creativas para no involucrar medidas paramétricas, lo que da un respiro a ambas partes.

El exvicepresidente del Colegio Nacional de Abogados, Alfonso Fraguela, espera que el Pacto no termine como una de las tantas reuniones exploratorias en las que el gobierno y la sociedad hacen catarsis.

Elisa Suárez, del Consejo Nacional de la Empresa Privada, recoge la Visión País 2050 que emana de la Asociación Panameña de la Empresa Privada (Apede) con temáticas regionales en las que se hizo énfasis. “Ya tenemos ahí una columna vertebral con los participantes, en las regiones, que han sido consensuadas. Así como este, hay otros sectores que tienen iniciativas, como el Copeme, que es una fórmula consensuada en materia educativa y lo que hay que hacer es ejecutar esas cosas. Lo básico es no comenzar de cero, ahí es donde está el eje de la convocatoria”, indica Suárez.

Al presidente del partido Cambio Democrático, Rómulo Roux, le preocupa la metodología. “El formato que ha escogido el gobierno, parece más de consulta popular que de un diálogo, y los tiempos no parecen reconocer que el país está pasando por una crisis que requiere sentido de urgencia”, expresa.

Roux expone la urgencia en temas como el futuro de la CSS, la recuperación económica, generación de empleos y reformas constitucionales, “que no pueden esperar ni un día más”. “No podemos estar hablando por un año, mientras hay cientos de miles de panameños preocupados por su pensión, cientos de miles sin trabajo, miles de empresas cerrando, la educación destruyéndose. El país no aguanta eso. Por eso es necesario que los temas que requieren soluciones ya, se aborden inmediatamente, mañana mismo”, increpa.

Añade que “tampoco podemos aceptar que se utilice este llamado como un mecanismo para que los participantes carguemos con la responsabilidad colectiva de la pobre gestión que viene realizando el gobierno. Si bien estamos dispuestos a apoyar y contribuir al futuro del país, no estamos cogobernando”.

Juana Camargo, activista de Espacio Encuentro de Mujeres, no suena tan entusiasmada. Considera que “la metodología es impuesta. No existe información adecuada, convidan a la población a enviar su carta de Navidad”, dice.

La abogada cree que se trata de una burla de las necesidades, “de la urgencia que tenemos por el ejercicio de nuestros derechos ciudadanos a vivir sin violencia hacia las mujeres; acabar con los abusos sexuales“, expresa.

“Establece un proceso hacia la solución de los problemas estructurales que hacen de Panamá, el sexto país más desigual del mundo, y estoy seguro será complementado con otros esfuerzos orientados a resolver retos coyunturales más urgentes, como la reactivación económica, la generación de empleo y la situación financiera de la Caja del Seguro Social (CSS)”,
RENÉ QUEVEDO
CONSULTOR EMPRESARIAL

Sugiere se implemente sin demora la Educación Integral en Sexualidad; que establezca el sistema integral de cuidados que le permita a las mujeres tener acceso a empleos remunerados. “Son muchos los problemas en el país que requieren un verdadero diálogo no una farsa tecnocrática amparada en el desarrollo digital”, zanja.

Enoch Adames, sociólogo, observa que de las temáticas del Pacto, siete de diez son del área social, es decir, son competencias del Gabinete Social; con esto queda subrayada la preeminencia temática del Pacto del Bicentenario. “Sin demeritar la importancia que el área social y lo que las eventuales políticas públicas orientadas al cierre de brechas puedan lograr; en lo que respecta a la desigualdad y pobreza, lo que la ciudadanía entiende es que son el producto tanto de un modelo económico y político agotado”, explica.

Hay una gran preocupación de que este sea uno de aquellos ensayos en que no queda en nada. Esto lo comparte Fredy Pittí, consejero de la Concertación Nacional. “Es bueno dialogar y conversar los temas, pero todos esos diálogos que ya hemos llevado en ocasiones anteriores nos quedamos cortos para solucionar las problemáticas, tenemos que este sea otro evento social en el que nos tomamos fotos pero hay poca sustancia y ejecución”.

Participación

El éxito del diálogo propuesto radica en la participación. El sábado por la mañana, las propuestas se elevaron a 256 con contadas interacciones. Para el domingo a la misma hora se observaron 332 propuestas. Uno de los temas que más participación mostró fue el de “otras propuestas” (66), que abarca asuntos varios como descentralización, prevención, transformación de la economía, y otros. La temática educativa (63); un Estado Justo y Ético (57). En éste último aparte, los ciudadanos piden, por ejemplo, que a los políticos se les juzgue igual que a los comunes, o que se designe a personal capacitado por concurso en cargos públicos, métricos para determinar cuántas sentencias revocadas o confirmadas tienen los tribunales de justicia. En otro mensaje se solicita la incorporación de softwares que agilicen la tramitología estatal, en fin. No obstante, pocas son las interacciones.

Escepticismo por resultados del Pacto del BicentenarioCREDITO CREDITO CREDITO

Los varones han dominado en participación con un 76%, mientras que las mujeres registraron un 23%. En cuanto a la edad, se recibe mayor participación de los ciudadanos entre 41 a 50 años (20%); entre 51 y 60 años se realizó el 19%, entre 31 y 40 años se cuenta un 18%, mientras que los jóvenes entre 19 y 30 años registra un 20%.

La mayoría de los participantes reside en la capital, Panamá Oeste y Chiriquí. Un porcentaje menor en las provincias de Los Santos, Veraguas, Colón, Coclé y Bocas del Toro.

El ejercicio también es una oportunidad para observar el comportamiento cívico de los participantes en una sociedad dividida.

La plataforma permitirá conocer el perfil de quienes ingresan, en tiempo real se sabe el número de personas que participan, quienes reaccionan a otras propuestas o visitantes.

El proceso consiste en cinco fases (ver gráfica).