18 de Sep de 2021

Nacional

Trabajadores envían carta abierta a Cortizo y exigen respeto

La CGTP pide al presidente que la CSS retorne al sistema solidario, que no se reforme el Código de Trabajo y se destine el 6% del PIB a la educación

Nelva Reyes, secretaria general de la Central General Autónoma de Trabajadores de Panamá.Archivo |  La Estrella de Panamá

En el marco de la conmemoración de los 135 años del Día del Trabajo en medio de la pandemia por la covid-19, la Central General Autónoma de Trabajadores de Panamá (CGTP) emitió una carta abierta al presidente de la República, Laurentino Cortizo, para expresarle que no privatice la Caja de Seguro Social (CSS) y se respeten los derechos laborales de hombres y mujeres.

Nelva Reyes, secretaria general de la CGTP, manifestó que los trabajadores y trabajadoras "estamos cargando sobre nuestras espaldas contratos de trabajo suspendidos, jornadas reducidas, despidos a todos los niveles de confinamiento, aumento de la violencia doméstica y un subsidio económico reducido, que no llega a todos los trabajadores. La pandemia ha profundizado la inestabilidad económica, social, la corrupción, las desigualdades incrementando los niveles de pobreza".

"Miles de mujeres se han visto agobiadas por la recarga de trabajo, el trabajo al cuidado de la familia y el hogar, siendo que en nuestro país lo realiza el 70% de mujeres. La situación de la educación es alarmante dada la calidad de estudiantes que al carecer de los dispositivos y recursos no han podido continuar el proceso educativo", destacó la representante de la CGTP.

Entre las demandas que la Central le expresó al presidente Cortizo, son:

  1. El retorno al sistema solidario toda vez que; la Caja de Seguro Social es la institución que atiende al 83% de la población panameña, y a su vez es la columna vertebral al cuidado de la salud. No a la privatización de la Caja de Seguro Social.
  2. Exigimos el respeto a los derechos laborales establecidos en el Código de Trabajo, no aceptaremos ningún tipo de reforma al Código, como lo plantea la empresa privada aprovechándose de la pandemia.
  3. Prohibir la tercerización laboral y combatir frontalmente el trabajo informal.
  4. Establecer un verdadero sistema de regulación de precios de los productos de la canasta de alimentos que proteja a los consumidores controlando el margen de ganancia de los intermediarios.
  5. La covid-19 tiene rostro de mujer. Las mujeres han cargado con el peso que ha significado esta pandemia en la magnitud que la estamos viviendo. Demandamos políticas con perspectiva de género, que permitan una mejor justicia social, cero discriminación y alto a la violencia contra las mujeres.
  6. En materia de salud demandamos un reordenamiento del sector desde una perspectiva de salud pública, preventiva; con acceso y cobertura universal, calidad, equidad y eficiencia. Y un plan de atención integral para la primera infancia y los adultos mayores.
  7. En la Educación se ha retrocedido, es necesario destinar con urgencia el 6% del Producto Interno Bruto para la misma y garantizar el acondicionamiento de todos los centros educativos del país para brindarle seguridad a las y los estudiantes al personal docente y administrativo.