Temas Especiales

29 de Oct de 2020

Política

Alborotadores serán sancionados

PANAMÁ. El regalo de Navidad para Juan Carlos Varela no fue el mejor, ha tenido que sortear una temporada navideña convulsionada. La r...

PANAMÁ. El regalo de Navidad para Juan Carlos Varela no fue el mejor, ha tenido que sortear una temporada navideña convulsionada. La ruptura de la alianza entre el Partido Panameñista y el Molirena supone una pérdida de estabilidad emocional, ya que además de ser su compañero histórico, era el único brazo político externo que apoyaba la candidatura panameñista.

Sin embargo, los problemas para Varela son más graves de lo que parecen. El cisma que representó el divorcio político con los molirenas terminó por abrir las fisuras dentro de la frágil estructura panameñista; los primeros en reaccionar fueron los miembros de su propia junta directiva. Las constantes reuniones sostenidas en los últimos días entre las diferentes fuerzas internas del panameñismo son la mayor prueba.

NOTABLES SE REÚNEN

El principal de estos encuentros fue el realizado en la residencia del ex secretario general del panameñismo, Carlos Raúl Piad, el pasado 23 de diciembre. Allí se congregó la mayoría de la directiva del partido, entre ellos cuadros pertenecientes al círculo íntimo de Varela como Alcibiades Vásquez, Carlos Santana, Álvaro Alemán, José María Herrera, Publio Cortés, Calixto Batista, Fernando Arias, José Blandón F. y José Miguel Alemán. Otros cuadros “varelistas” como Carlos Duboy y Francisco Alemán participaron vía telefónica.

Durante la reunión se atendió la preocupación de la alta dirigencia por la decisión del Molirena de abandonar la alianza. Otro punto álgido de la reunión fue el tema del “Pacto de Pesé” entre Ricardo Martinelli y Varela, en donde se estipulaba que el que marcara más alto en las encuestas al 15 de diciembre de 2008, encabezaría la nómina presidencial y el segundo sería el vicepresidente.

Los miembros de la junta directiva panameñista estuvieron a punto de firmar una carta para convocar a un Directorio Nacional Ampliado y así tomar una decisión en vista de los resultados obtenidos en las encuestas. Al cabo de unos minutos de consulta, estos prefirieron ir personalmente, al día siguiente, a hablar con Varela, sin prever que les tendrían preparado en la sede del partido una turba a cargo de una tropa de choque “Full Varelista”.

TURBA EN EL PANAMEÑISMO

Vásquez, Alemán, Cortés, Herrera, Arias, Duboy, Blandón y Santana, no fueron recibidos por Varela, en cambio fueron sacados a punta de paraguazos de la sede del panameñismo. La turba les gritaba “traidores”, “vende patrias”. Fue tanta la impresión de los directivos, que algunos de ellos, aseguraron que “no volverán a presentarse en la sede del partido, hasta tanto, Varela les garantice su integridad personal”.

SANCIONES

Ayer mismo, el defensor de los miembros del panameñismo, Dionisio De Gracia emitió una resolución repudiando la agresión física contra miembros de la junta directiva panameñista y asegurando que habrá sanciones fuertes.

Lo propio hizo Vásquez al decir que lamenta la situación infundada por tres miembros del colectivo y lo calificó de un acto irresponsable.

Poco a poco Varela comienza a quedarse solo. Sus cuadros duros toman distancia y el partido más grande de la oposición continúa a la deriva, anticipando días difíciles.