Temas Especiales

02 de Jun de 2020

Política

Presentan informe sobre proyecto de Carrera Judicial

La carrera judicial tiene un costo de 11.5 millones de balboas que no necesariamente tiene que aplicarse de una vez, sino de forma paula...

La carrera judicial tiene un costo de 11.5 millones de balboas que no necesariamente tiene que aplicarse de una vez, sino de forma paulatina en un período de 3 a 4 años, dijo el magistrado de la Corte Suprema de Justicia, Harry Díaz, luego de la entrega del informe sobre el proyecto de Ley N°23 que regula la Carrera Judicial.

Para el magistrado Díaz, el establecimiento de un Tribunal de Integridad y Transparencia es uno de los requisitos más importante de todos los puntos establecidos en el proyecto N°23, porque el sistema actual no funciona para darle un seguimiento disciplinario a un juez que no está haciendo lo que es debido y es una queja palpable.

El Tribunal será un ente imparcial, al tiempo que se evita una carga adicional a quienes permanentemente se encuentran realizando sus labores judiciales, enjuiciando incluso a colegas.

Por su parte, la magistrada Aidelena Pereira Véliz, presidenta de la Asociación de Magistrados y Jueces (ASPAMAJ), dijo que la carrera judicial debe contar con la participación de todos los sectores involucrados en la administración de justicia, los servidores jurisdiccionales y de apoyo, los administrativos y los defensores públicos, cada cual regulado según la naturaleza de sus funciones y responsabilidades.

En cuanto a las prerrogativas que se sugieren como parte del conjunto de derechos que se consignarán en la nueva ley de carrera judicial, tales como bonos por antigüedad, derechos sociales de salud y vida y oportunidades laborales, deben trazarse de forma horizontal de manera que llegue a todos los que le dedican esfuerzo laboral e intelecto a la institución

"Es decir, el mero hecho de haber servido el funcionario o funcionaria dentro del Órgano Judicial es mérito suficiente para detentar tales derechos. Otro tratamiento sería tanto como desconocer el valor laboral de cada estamento de nuestra institución, sin pretender demeritar los cargos jurisdiccionales que imponen una labor más delicada, que trasciende directamente en la comunidad y atrae la atención mediática", indicó la magistrada Pereira Véliz.