Temas Especiales

25 de Feb de 2021

Redacción Digital La Estrella

Columnistas

De 2 bases navales, pasamos a 4 aeronavales

Aunque no me debería sorprender, me sorprende que los estudiantes universitarios decidan cerrar la Transístmica en protesta por las cuat...

Aunque no me debería sorprender, me sorprende que los estudiantes universitarios decidan cerrar la Transístmica en protesta por las cuatro bases aeronavales que Panamá le proporciona a EUA, basados en información que la mayoría del pueblo no maneja ni tiene acceso a ella.

Hace un mes, el presidente Ricardo Martinelli proclamó que le había cedido dos bases navales a EUA, después de reunirse con la secretaria de Estado, Hillary Clinton. Sin embargo, los universitarios confirman que son cuatro bases aeronavales, la primera se ubicará en la Isla Chapera, en el Archipiélago de las Perlas, cerca de la Isla Contadora; la segunda en Rambala, en la provincia de Bocas del Toro; la tercera en Punta Coco, provincia de Veraguas; y la cuarta en Bahía Piña, provincia de Darién, a pocos kilómetros de la frontera con Colombia.

Hasta el 2000, en cumplimiento de los Tratados Torrijos-Carter, EUA tuvo a Panamá como sede de su enorme aparato de vigilancia y espionaje dirigido fundamentalmente a América Latina y el Caribe, su base principal fue Howard, la cual se fue a Miami y la Escuela de las Américas, que se fue al Fort Benning con el nombre de Instituto de Cooperación Hemisférica.

Las bases actuales en Centroamérica son: en El Salvador está la base militar de Comalapa; en Honduras, la base Soto-Cano, que originalmente se llamó Palmerola y sirvió para entrenar a los “ contras ”, allí llevaron al presidente Zelaya cuando lo secuestraron para sacarlo del país; y en Costa Rica, la base de Liberia.

En Sudamérica, en Colombia, operaban tres bases y ahora son siete, de las cuales la más importante por el equipamiento que se le está brindando es la de Palanqueros, que remplazará a la de Manta, en Paraguay se encuentra la base militar Mariscal Estigarribia, esta se encuentra en la región del Chaco, tiene capacidad para alojar a 20 mil soldados estadounidenses, una enorme pista de aterrizaje, está estratégicamente ubicada, cerca de la triple frontera Paraguay, Brasil, Argentina y próxima al Acuífero Guaraní, que es la mayor reserva de agua dulce del mundo. En el Caribe están, Guantánamo en Cuba, en las Antillas Holandesas están la base militar Reina Beatriz en Aruba y Hatos en Curazao.

EUA insiste en que estas bases combatirán el narcoterrorismo en la Región. Lo cierto es que devolvemos la hoja hacia atrás de nuestra historia, ya pasamos décadas enteras conviviendo con bases militares en el Istmo, ¿qué nos quedó de recuerdo?, intransigencia política hacia nosotros y hacia otros países hermanos. Esta salida de los universitarios en la Transítmica no es fortuita, tiene toda una connotación ideológica, nacionalista y soberana.

*Economista.elamphrey@hotmail.com