Temas Especiales

28 de Jun de 2022

  • Avatar del Julio César Caicedo Mendieta Portocarrero

    Julio César Caicedo Mendieta Portocarrero

Columnistas

Frases que gobiernan a los pueblos

Una de las frases más recordadas es aquella que gritaban hasta los borrachos

El pueblo panameño es tan inocente que toma demasiado en serio las frases que se inventan los políticos o los asesores para impactarlo. E impactan de verdad, pero ocurre con frecuencia que esos enunciados, al año de llegar al poder, se vuelven en contra de los gobernantes que los emplearon, a pesar de que nunca pensaron como ciertos esos dichos de arenga, sencillamente porque fueron utilizados solo para ayudar a obtener el poder, como si no fuera suficiente con el sartal de sacos de plata de nuestros impuestos que reciben los dueños del sistema para su política.

Una de las frases más recordadas es aquella que gritaban hasta los borrachos: ‘Por un Panamá mejor', otro que le sigue en popularidad por lo fallido que fue: ‘Cero corrupción', en grandes letras lo veía todos los días de camino y regreso a mi casa. ‘Cero corrupción' fue tan fatal que, pese a que se han dado peores Gobiernos, el partido a quien le concierne ha quedado hundido con la miasma haciéndole olas en las narices. El otro eslogan que sí resultó, porque no fue una promesa carrilera, sino que ayudó a la gestión de llevar al poder a la señora Mireya Moscoso: ‘De carne y hueso'. ‘Mis encuestas son de carne y hueso', fue maravilloso, porque el grupo contendor tenía más recursos y al parecer pagaba buses, camiones guaro y carretas para llenar escenarios, a lo que, de una manera repentista, la candidata arnulfista sacó de la manga lo de ‘Carne y hueso'.

Otro pregón que también fue exitoso y que retumbó grabándose en la cabeza de propios y extraños fue tomado por el CD, dadas las respuestas negativas que les daban a los perredés en Arraiján en los tiempos de tocar puertas, los perredés vendieron muy mal a su partido (Como me decía mi finado profesor Toñito García en la Universidad de Panamá. ‘Caicedo, nunca hable mal de la competencia') y los perredés de Arraiján se especializaron en decir que el actual fugitivo estaba loco de remate, a lo que los vecinos comemonos contestaban ‘Los locos somos más'. Y miren cómo ese eslogan puso a Martinelli en el palacio de las garzas cautivas.

Ahora estamos ante el ‘cero letrinas', han pasado 365 días del nuevo Gobierno y lo de cambiar las letrinas por sanitarios ha quedado como la promesa del gran Vicente Fox de México: ‘Todos los mexicanos tendrán tele, vocho y changarro'. Vocho es un carrito y changarro, un kiosco como los ‘cuara a cuara'. Ahora, yo jamás escuché a nadie aquí en Panamá en ninguna lucha política durante mis 67 años de vida como parrandero y conocedor de mujeres decir: ‘Hola, lagarto, coyote y zorra pa' la chirola'. La gente está sorprendida con la chirola y hasta comentan en Penonomé que si tuvimos un enérgico ‘Marcos Rifle', ahora estamos ante un gran ‘Juan Chirola'.

ESCRITOR COSTUMBRISTA.