Temas Especiales

12 de May de 2021

Avatar del Juventino Caballero Aparicio

Juventino Caballero Aparicio

Columnistas

Educación con ojos en la nuca

El pasado está escrito en la memoria y el futuro está presente en el deseo

El pasado está escrito en la memoria y el futuro está presente en el deseo. Recientemente se avaló la ley que restituye la cátedra de Historia de las Relaciones de Panamá con los Estados Unidos, misma que había sido eliminada del pensum académico de los estudiantes de Segundo Ciclo de Educación Media.

Como egresado de la Escuela de Relaciones Internacionales de la Universidad de Panama, testigo de un mundo cuyo conocimiento se multiplica en cuestión ya no de décadas ni de días, sino en horas, donde la competitividad y la actualización es el mejor aliado de los estudiantes, estoy convencido de que esta acción es un lamentable retraso para la preparación académica moderna de nuestras actuales y futuras generaciones.

No queremos obviar que nuestro pasado forjó nuestro presente, y que lo que hagamos con el hoy garantizará nuestro futuro. Pero nuestra educación, tanto primaria como la media, no puede estancarse en los logros del ayer ni tomar el pasado como sofá y no como trampolín para las nuevas generaciones.

El mundo actual compite ferozmente por conquistar cada vez más el bienestar de sus naciones, exige que nos actualicemos e innovemos en estudios, que tengamos sistemas educativos vanguardistas, que hagan de nuestros estudiantes agentes transformadores e innovadores de nuestro entorno.

¿Hasta cuándo con los modelos bancarios de educación, donde solo depositamos en la memoria de nuestras nuevas generaciones datos históricos y más datos históricos? ¿Quién dijo que memorizando la historia se hace más país?, ¿o el que sabe más de historia es más patriota que el que estudia tecnología o multimedia? Ama más el país el que trabaja honestamente y lo hace más grande cada día, cumpliendo con nuestro relevo generacional para heredar a las futuras generaciones un mundo mejor.

Innovando en modelos exitosos de educación se garantizará nuestra competitividad e inserción en la carrera para conquistar un futuro mejor a las futuras generaciones.

Nuestra educación necesita más impulso en el aspecto agrónomo y así garantizar la seguridad alimentaria como modelos de autoconsumo y exportación.

Más educación en energía limpia, con respeto a nuestro medio ambiente, parques naturales y recursos renovables, más educación sexual y moral acorde a nuestros tiempos, más educación en cuanto a la igualdad y respetos por los DDHH, no solo de las mayorías, sino también de las minorías, más educación en cuanto a la interacción del Panamá con el resto del mundo, y respeto a la democracia, son temas de actualidad que nos hará mirar hacia adelante y construir el Panamá que todo queremos para propios y extraños.

Más educación vanguardista y moderna, como lo hacen todas las naciones que en memoria de su pasado se preparan para el futuro, en estos tiempos donde todo cambia día a día, añorar el pasado es correr tras el viento.

DIPLOMÁTICO DE CARRERA.