La Estrella de Panamá
Panamá,25º

14 de Oct de 2019

Avatar del Julio César Caicedo Mendieta

Julio César Caicedo Mendieta

Columnistas

Obama en Cuba

Lo bueno del viaje de Obama a la Cuba comunista

Lo bueno del viaje de Obama a la Cuba comunista ha sido dejarle claro a los países libres y a la primera potencia mundial, que el sistema totalitario de los Castro no moverá un solo dedo para que haya libertad de expresión, prevalezcan los derechos humanos, libre empresa, libertad de culto, existencia de partidos políticos y menos la alternabilidad en el poder.

Aunque EE.UU. suspenda el bloqueo y se establezcan relaciones plenas, los opresores cubanos no rectificarán nunca, porque eso significa que todos los del aparato perderían sus empleos. Con su paseo familiar, Barack hizo emerger sin pretenderlo el olor de las arrieras dañinas que cree mantener muy tapado en sus axilas el Gobierno cubano. Por lo tanto, ¿digo yo?, ¿el objetivo del bloqueo comercial total aprobado el 3 de febrero de 1963 por el presidente de los Estados Unidos, John Fitzgerald Kennedy, mantiene hoy más que nunca su porqué? Lo que puede significar que luego de las elecciones de noviembre las tragedias para ese pueblo serán peores. Pero la tiranía cubana seguirá igualita.

Casi todos sabemos que al Gobierno cubano le conviene más su ‘status quo ', que la libertad de su pueblo. Que no se hable más entonces, a ver hasta dónde aguantan y si es cierto el dicho ‘no hay mal que dure cien años... ', sobre todo sin Rusia ni China que al parecer los detestan, cada día les será más difícil obtener recursos inyectando la podredumbre de su sistema a países como Nicaragua, Venezuela, Ecuador, Brasil, Bolivia y Colombia a través de las Farc. Con ese panorama subsistirán obteniendo poquito pero lo suficiente para mantener activa la organización que los mantiene atornillados al poder.

Ahora entiendo por qué a Obama se le ocurrió llevar a sus hijas y periodistas en su delegación, no fue solo a ver miseria en un país ateo, dominado por un sistema de funcionarios policíacos. También fue a provocar el berrinche que armó Raúl con la pregunta de un periodista sobre los presos políticos. Creo que Obama acabó con la ilusión del pueblo cubano, que veía caer las vacas del cielo. Si los nuevos gringos del Congreso no quitan el candado del bloqueo, tendrán la razón, porque es verdad, tú no puedes viajar en un mundo libre con gente tan radical como esa. Creo que Donald Trump habrá pensado: ‘Con esto hasta los burritos votarán por mí en noviembre próximo... Gracias Obama '.

ESCRITOR COSTUMBRISTA.