Panamá,25º

19 de Feb de 2020

Tomás Salazar Rodríguez

Columnistas

Vamos a hacer las cosas bien

Desde niños, aprendemos todas las enseñanzas de nuestros padres

Desde niños, aprendemos todas las enseñanzas de nuestros padres, que son sus valores, costumbres y sobre todo mantener nuestra identidad como persona. Nacemos sanos y en nuestros peregrinar en la vida vamos cambiando. Según el círculo de influencia que compartirnos, aprendemos a hacer las cosas bien o mal. En este mundo en que vivimos, hacer las cosas bien cuesta mucho por no ser lo ideal.

Existen muchos Organismo Internacionales y ONG con planes a corto, mediano y largo plazos para ir ordenando nuestras formas de vivir en esta sociedad global que está en caos. Queremos ordenar al mundo en lo ambiental, político, social, religioso, comercial y no podemos ordenar nuestras emociones, conductas o comportamientos que tal vez es la raíz del problema de esta sociedad. Cada persona tendrá su verdad de ver si practica a hacer las cosas bien según sus acciones. Vemos escándalos de toda índole, la corrupción en los Gobiernos que es difícil de probar, los pobres perciben que la justicia es selectiva, empresas que realizan fraude con el objetivo de no pagar impuestos, el lavado de dinero, narcotráfico y miles de situaciones desagradables que vive la sociedad.

Así como existe el bien, el mal también está presente. Trabajemos juntos en hacer las cosas bien en todo momento de nuestra vida. Si es una persona positiva, usted estará cambiando como persona y todo lo que está a su alrededor. Una forma de hacerlo es practicando la justicia, templanza, equidad y amor al prójimo.

Cuando nos acostumbramos a hacer las cosas malas, tarde o temprano, la vida nos enviará un bumerán por nuestros comportamientos. Con esto lograremos un final desagradable, es como estar en la oscuridad o estar muerto en vida. Nadie puede engañar a nuestro Dios. La vida es como el Karma, lo que siembras así mismo cosecharás. ¿Cuántas personas están en tiniebla o en prisión por acostumbrarse a hacer las cosas malas que la sociedad rechaza? El libro Una vida con propósito explica ‘Solo estamos completamente vivos cuando ayudamos a otros '.

Como dice el refrán, ‘no hagas lo que no te gusta que te hagan ' y esto aplica en todos los detalles de la vida. El mundo sería mejor en equidad, justicia y sobre todo con respecto a la dignidad del ser. Sin importar su nivel social, religión, género, político o en lo racial. En la última etapa de nuestra vida tendremos que responder al Ser Supremo. 1 - Corintios 6:12 : ‘Todo está permitido, pero no todo me conviene. Todo me está permitido, pero no todo me hace bien '. Así que Vamos a hacer las cosas bien y más si tenemos la formación y buenos ejemplos de nuestros padres o abuelos que nos criaron.

DOCTOR EN CIENCIAS EMPRESARIALES.