20 de Feb de 2020

Odilio Villanero

Columnistas

Geopolítica y terrorismo (I)

Recientemente pudimos apreciar a través de los medios de comunicación la histórica visita de un presidente de los Estados Unidos de América a la Isla de Cuba

Recientemente pudimos apreciar a través de los medios de comunicación la histórica visita de un presidente de los Estados Unidos de América a la Isla de Cuba, después de casi 90 años.

Después de permanecer en una constante rivalidad, dos mandatarios se funden en un cálido abrazo y prometen trabajar unidos por la reconstrucción y el fortalecimiento de la isla. Desde allí, el presidente Obama aprovechó la oportunidad para mandar una fuerte advertencia a los responsables de los atentados en Bruselas e hizo un llamado a los países a trabajar unidos para llevar ante la justicia a los responsables de esos atentados.

De igual manera, hace unos meses, también en la isla cubana, vimos al papa Francisco fundirse en un fuerte abrazo con el patriarca de la Iglesia Ortodoxa, Kirill (Cirilo), al cual le expresó su deseo de que la iglesia de Cristo se mantuviese unida. Este fue el primer encuentro entre los líderes de dos de las principales ramas del cristianismo, desde que se separaron en el año 1054. Y es que a ambos les preocupa un tema: la persecución de los cristianos en Medio Oriente.

Hace solo unos días se suscitaron ataques terroristas en el Aeropuerto de Bruselas y más recientemente, en medio de la semana mayor para los católicos, un kamikaze se hizo explotar dentro de un campo de fútbol en Irak, cegando la vida a un gran número de jugadores que se disponían a recibir un trofeo.

La geopolítica relaciona la geografía, la historia y la política en función del poder como tal y estudia los diferentes tipos de rivalidades de poderes sobre los territorios y poblaciones. Como tal, analiza geográficamente las situaciones sociopolíticas y muestra la relación entre la política y el medio geográfico.

Hay que entender que lo geográfico siempre ha jugado un papel fundamental en el contorno de las naciones, en su política, en su economía y su diplomacia. De igual manera, la geopolítica también está vinculada a la estrategia en función del poder, en cuanto se refiera al fin o al medio, pero principalmente a la diplomacia como instrumento de las relaciones internacionales.

Con la conformación de las Naciones Unidas en 1945 se diseñó un nuevo orden mundial y la geopolítica se impregnó de idealismo y moral internacional para crear un mundo en paz y con seguridad, condenando la guerra y se estableció el principio de la solución pacífica de las controversias internacionales, bajo el imperativo de la soberanía de los Estados y la no intervención.

Segunda parte, mañana...

ABOGADO