Temas Especiales

17 de May de 2022

  • Ramiro Campos

Columnistas

El síndrome de Procusto en la gestión organizacional

El capital humano es un proceso de dirigir, invertir en, y el desarrollo de la fuerza laboral de una organización.

El capital humano (o personas) y su gestión es un proceso de dirigir, invertir en, y el desarrollo de la fuerza laboral de una organización. Una organización debe tomar el tiempo para gestionar el capital humano para que se alinee con sus objetivos.

La Gestión del Capital Humano es una aproximación a la dotación de personal empleado que percibe la gente como activos (capital humano), cuyo valor actual se puede medir y cuyo futuro valor se puede mejorar a través de la inversión

En la mitología griega Procusto tenía su casa en las colinas, donde ofrecía posada al viajero solitario.

Allí lo invitaba a dormir en una cama de hierro donde, mientras la persona dormía, la amordazaba y ataba a las cuatro esquinas del lecho. Si la víctima era alta y su cuerpo era más largo que la cama, procedía a cerrar las partes del cuerpo que sobresalían: los pies y las manos o la cabeza. Si, por el contrario, era de menor longitud que la cama, lo descoyuntaba a martillazos hasta estirarlo (de aquí viene su nombre). Según otras versiones, nadie coincidía jamás con el tamaño de la cama porque Procusto poseía dos, una exageradamente larga y otra exageradamente corta, o bien una de longitud ajustable.

Algunos jefes , por miedo a no ser imprescindibles o por pensar que sus ideas son las únicas que tienen validez, son incapaces de reconocer el talento de los miembros de su equipo llegando incluso a deshacerse de sus colaboradores más brillantes. Esto se conoce como el síndrome de Procusto, cortar la cabeza del que sobresale, y es propio de un estilo de liderazgo débil y tóxico.

Adoptar este tipo de liderazgo tiene graves consecuencias, ya que produce equipos de bajo rendimiento en los que sus miembros tienen serias dificultades para aunar fuerzas y trabajar por un objetivo común.

Es muy común en los ambientes laborales por la presencia de individuos con actitud egoísta, generalmente por el miedo de ser superados por otros. Por ejemplo: en un lugar de trabajo todos los profesionales que pertenecen a un departamento no pueden trabajar, aprender, desenvolverse y comportarse de la misma manera, pueden surgir diferentes ideas pero puede existir dentro del grupo un individuo o varios que no toleren opiniones diferentes, limitando las capacidades y creatividades de los otros compañeros. Es de resaltar que la diversidad es una ocasión y oportunidad de enriquecimiento, de aprendizaje para, incluso, desarrollar estrategias y aspectos positivos dentro de la empresa.

En la economía global del conocimiento, las habilidades de las personas, el aprendizaje, talentos y atributos -su capital humano- se han convertido en clave tanto para su capacidad de ganarse la vida y al crecimiento económico en general. Los sistemas organizacionales pueden hacer mucho para ayudar a las personas a alcanzar su potencial.

CATEDRÁTICO UNIVERSITARIO.