La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Avatar del Ernesto A. Holder

Ernesto A. Holder

Columnistas

Política, misión y cultura

‘Para un Gobierno que pretende cambiar decididamente las cosas, el tema de la cultura es y debe ser asunto de todos'

Política, misión y cultura

El próximo viernes 22 de marzo, a las 6:00 de la tarde, el Foro Afro Panameño auspiciará el Tercer Encuentro del Movimiento Social Afro Panameño con los candidatos presidenciales para el 2019. Eso será en el Auditorio del Instituto Episcopal San Cristóbal, en la calle 10.ma de Parque Lefevre. Me había propuesto no dedicarle mucho tiempo al asunto de las campañas politiqueras; pero, a falta de correcciones más agresivas y decididas, toca de alguna manera escuchar y conversar con los que pretenden gobernarnos. Por eso promuevo la invitación a la espera de que algunos sectores en riesgo y marginados como los afrodescendientes, pueden dar a conocer sus desavenencias y aspiraciones.

El día antes, el jueves 21 de marzo, la Organización de las Naciones Unidas (ONU), con el objetivo de renovar su compromiso de trabajar contra el racismo, celebra el Día Internacional de la Eliminación de la Discriminación Racial, marco propicio para una conversación e intercambio honesto y con miras a mejores condiciones de vida para este sector de la población que tanto ha dado para el desarrollo de la Nación.

También ese día, 21 de marzo, se celebra el Día Mundial de la Poesía; fecha declarada por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) hace 19 años. La Unesco consideró en un señalamiento hace algunos años que ‘en el mundo actual existen necesidades estéticas por llenar. La poesía puede hacerlo si se reconoce su rol social de comunicación interpersonal y si continúa siendo el medio para estimular y expresar el conocimiento'. También recalcó que: ‘la iniciativa de una acción global en favor de la poesía le daría reconocimiento y un nuevo ímpetu a los movimientos poéticos nacionales, regionales e internacionales. El objetivo principal de esta acción sería la de apoyar la diversidad lingüística a través de las expresiones poéticas…'.

En tiempos de politiquería es común ver a los candidatos de todos los puestos de elección hacer de todo para ganar unos cuando votos. Son hartas conocidas e históricas las visitas de puerta en puerta por los barrios populares, las fotos (ahora ‘selfies') cargando niños y el abrazo con cualquier adulto mayor que se les cruza por el camino. El juego de dominó, las arengas calculadas rodeados por mozalbetes que no votan, el juego de baloncesto en la cancha o sentado en un tronco en algún lugar del interior del país conversado con los campesinos. Sí, de todo hacen; nos burlamos y reímos de lo recurrente y de ese modelo gastado que todos utilizan.

En temas de carácter cultural andamos a ciegas. Algunos candidatos tienen provisto en sus planes de Gobierno la creación de un Ministerio de Cultura, asunto que en realidad, no le han dado mucha relevancia ni han profundizado en los aspectos más puntuales como para convencernos positivamente a los que tenemos algún interés en la misma.

Incredulidad, sospecha o sencillamente desconfianza de que ese objetivo tan importante llegue a materializarse como debe ser. Es decir, con el caos administrativo que existe en el sector público: 1- la planilla estatal está reventando a más no decir de ‘botellas', 2- burócratas y nombramientos políticos innecesarios y 3- sencillamente, poco interés por el tema de la cultura a los más altos niveles de decisión política y económica de los que manejan las cosas del Estado.

En un perfil publicado el pasado 12 de marzo, por La Estrella de Panama , de los candidatos a vicepresidente ante la pregunta ‘¿Cuál fue el último libro que leyó?', las respuestas fueron: 1- ‘The Singapore Story' de Lee Kuan Yew; 2- la ‘Biografía de Ricardo Arias Calderón'; 3- la Constitución Política de Panamá; 4- ‘El Futuro del Trabajo'; 5- ‘Homo Deus' y 6- dos no contestaron. Si examinamos preguntas como estas en la clase política de otros países con ínfulas de primer mundo… notaremos la diferencia.

Este país está fatalmente herido de ignorancia y desprecio para los asuntos de esta naturaleza. Para un Gobierno que pretende cambiar decididamente las cosas, el tema de la cultura es y debe ser asunto de todos. Trabajar seriamente el tema de la cultura es lo primero y no una asignación de una parte del equipo gubernamental. Y los temas de inclusión, cultura, desarrollo y oportunidades deben ir de la mano de una misión cultural de Estado.

COMUNICADOR SOCIAL.

‘Trabajar seriamente el tema de la cultura es lo primero y no una asignación de una parte del equipo gubernamental'