La Estrella de Panamá
Panamá,25º

14 de Oct de 2019

Avatar del Redacción La Estrella de Panamá

Redacción La Estrella de Panamá

Entre Líneas

Medidas drásticas, pero necesarias

El país entra en una carrera política que terminará el 5 de mayo de 2019, cuando se elija al nuevo presidente

El crecimiento económico de Panamá supera con creces al de los demás países latinoamericanos y es la envidia de muchos países desarrollados. Sin embargo, no importa la cantidad de dinero que entra a Panamá, porque paralelamente crece la deuda pública y el dinero es insuficiente para atender los principales problemas nacionales. El país entra en una carrera política que terminará el 5 de mayo de 2019, cuando se elija al nuevo presidente de la República. Empero, quien ocupe el solio presidencial deberá emprender un proceso de reestructuración de todo el sistema. Desde la Constitución, hasta la planilla estatal, donde el Gobierno mantiene por lo menos 70 mil funcionarios de más; una Caja de Seguro Social también sobrepoblada en empleados y que ni siquiera se tiene conocimiento sobre su proyección real. Hay que frenar de inmediato el aumento de la deuda pública y eliminar de tajo los subsidios. Ese nuevo presidente/a, a la vez que ataque con mano dura todos estos problemas, debe hacer que haya un funcionamiento eficiente del Gobierno y que actúe como facilitador de la empresa privada para generar las fuentes de trabajo necesarias, a fin de que no aumente el desempleo. Que haya una verdadera distribución de la riqueza y justicia social. Ese hombre o mujer tendrá que tomar medidas drásticas y debe hacerlo desde el mismo 1 de julio, apenas toma posesión. El país no está para andar con rodeos y la sociedad lo entenderá, porque nadie quiere que Panamá vaya a la quiebra, porque de seguir como va, ese es el camino más seguro.