Temas Especiales

24 de Nov de 2020

Avatar del Redacción La Estrella de Panamá

Redacción La Estrella de Panamá

Lector Opina

Mentiras para obtener votos y llegar al poder

‘La mentira radica en dar voluntariamente a un interlocutor una visión de la realidad, diferente de la que uno mismo tiene por verdadera'

Como panameño estoy preocupado por la forma en que los políticos llevaron la campaña política pasada. Existía una lucha del poder, el ego de ser electo presidente, para más adelante pensar en las promesas y el compromiso electoral. Es importante mencionar que existen muchas personas que ven la política como la manera de vivir de ella, un negocio e inversión.

Esto conlleva a utilizar cualquier método de estrategia, con el fin de llegar al poder sin pensar en los valores. Hay diferentes formas de llegar al poder. Puede ser mediante la propaganda política utilizando las mentiras. Guy Durandin en su libro ‘La mentira en la propaganda política y en la publicidad’. Consiste en modificar la conducta de las personas a través de la persuasión, es decir sin parecer forzarlas. En los ámbitos de aplicación de la propaganda y la publicidad son en principio, diferentes: normalmente, se habla de publicidad cuando se trata del terreno comercial, y de propaganda cuando se trata de problemas de orden político o de interés general. Pero ambos tienen el mismo fin.

La mentira radica en dar voluntariamente a un interlocutor una visión de la realidad, diferente de la que uno mismo tiene por verdadera. Entonces, ¿cuáles son las relaciones de la propaganda y publicidad con la verdad? Esto depende de las relaciones entre los deseos de la población y las propiedades de los objetos presentados. Si observamos las promesas que nos hicieron los candidatos a elección con la realidad social de nuestro país, muchas de las propuestas fueron mentira y no debemos permitir que los políticos jueguen con nuestras emociones.

Tenemos una gran responsabilidad en cada elección y no debemos confundirnos. Ahora, somos los que decidimos sobre los nuevos gobernantes. Para los políticos nosotros somos un mercado electorero y ellos solicitan nuestros votos para llegar al poder. Jorge Arturo Quesada Pacheco en su libro ‘La estrategias de los políticos para solicitar nuestros votos’, explica: una de las características inherente a los discursos políticos es la persuasión; el objetivo, es conquistar el mayor número de electores.

Los políticos describen los problemas y opinan qué se debe hacer, pero no se comprometen, aunque muchos quieran creer que se le están prometiendo una vida mejor. No significa que el político no haga ofertas de algún tipo; unas más concretas y explicitas, otras muy generales, ambiguas e implícitas. El electorado sigue pecando de ingenuo ante el panorama que se repite en cada contienda electoral, en cuanto a la utilización del tema de la pobreza y de los pobres mismos, como una estrategia misma para ganar votos.

La mentira y la estrategia de solicitar votos se logra mediante el Marketing Político. José Javier Orosa en su libro ‘El Marketing de los Partidos Políticos: La lucha por el poder’. El señala que el Marketing Político se estudia. Berranco Saiz (2003) define el Marketing Político: el conjunto de técnicas que permiten captar las necesidades que un mercado electoral. De igual manera Valdez Zepeda (2003), existe una serie de técnicas y estrategias para avanzar a los objetivos de poder.

Ciudadano, no debemos hacerle más casos al Marketing Político, mejor examinemos el pasado de cada candidato antes de ser político para darle nuestros votos. Porque la política cambia a las personas y el Marketing lo prepara para convencer al electorado de verdades a medias y no son ellos mismos como personas. Ténganlo presente estos cinco años que siguen.

Tomás Salazar Rodríguez

DOCENTE