Temas Especiales

22 de Jan de 2021

Redacción Digital La Estrella

Opinión

La información política en 2013

J uan Carlos Collado, un lector de ‘La Estrella’, me hizo llegar una carta en la me hacía saber su preocupación por lo que ve venir en e...

J uan Carlos Collado, un lector de ‘La Estrella’, me hizo llegar una carta en la me hacía saber su preocupación por lo que ve venir en el año 2013, y lo vincula al manejo de la información en un año que para muchos ya es preelectoral y en el que, por ende, habrá abundancia de noticias políticas, unas nobles, otras lógicamente interesadas.

El lector planteaba situaciones en las que creo tiene razón. Decía que los medios tienen que ser bien equilibrados para evitar que los lectores los perciban favoreciendo a un determinado sector, partido político o grupo de personas.

Pero lo que más llamó la atención de la defensora es que Collado manifiesta que los periódicos y los otros medios inclinan su balanza hacia la información política preferiblemente, como si fuera lo único que ocurre en el país y muestra de ello -dice- son las noticias de los medios de las últimas semanas.

La carta del lector me permite abordar un tema que es importante desde todos los puntos de vista: evitar el exceso de información política en las páginas del diario.

Basados en la experiencia de muchos años, de seguro tendré reclamos de lectores que pidan que así como se le da espacio a la información política, no se deje de lado el resto de la información que también tiene derecho a saber el lector.

La decisión de publicar los hechos responde a varios elementos, uno de ellos es puramente técnico periodístico y responde a la pregunta qué tiene interés público y qué no. Y bajo ese principio se decide qué se publica. Eso por el lado de los periodistas.

Como defensora reconozco que existe dentro de los medios la ‘autonomía’ para elegir qué publica, cómo publica, dónde publica y cuándo publica. Entendiendo que esa autonomía se tiene que ejercer con respon--sabilidad, y que sea visible que existe un buen equilibrio.

Lo escribió el periodista costarricense Guido Fernández, la ‘soberanía del medio’ no es otra cosa que su independencia frente a toda clase de presiones. El periódico es autónomo e independiente para publicar, porque al fin y al cabo, lo que allí se maneja es un bien público de todos.

Si interpretamos lo que dice el periodista Fernández, efectivamente tenemos libertad para publicar, de no aceptar presiones, pero también es un deber aportar a los lectores variedad de temas.

Lo que planteo se puede percibir como un adelanto de lo que va a ocurrir con las noticias en el periódico La Estrella, pero aunque parezca eso, la verdad no es así.

El diario tiene una tendencia sana, lo puedo decir yo, hacia la noticia política y sus páginas no me dejan mentir. Además de que la noticia política es una de las fortalezas del diario, pero el año 2013 será un año preelectoral, lo que indica que lo que abundará será este tipo de noticias, pero recuerden que no será el único.

Por ello es el análisis de este semana, fundamentado en la preocupación de los lectores.

Hoy retomo unas declaraciones de Rosario Arias de Galindo, quien fuera una de las dueñas de EPASA, que me dijo que ‘los periodistas tienen que ser conscientes de la responsabilidad que tienen con los lectores al momento de escribir una nota y tienen primero que ser maliciosos, incrédulos, curiosos y luego verificar todos datos, para difundir la noticia’ y añade que ‘si se emplea de manera correcta, con su correspondiente identidad, la credibilidad de la información se refuerza’.

Yo añado: equilibrio en la información y en los espacios para la diversidad de temas que se suele tratar en los medios de comunicación.

El desafío para los directores, editores, periodistas de ‘La Estrella’ será el equilibrio en la información y en la distribución de las notas en las páginas del diario, recuerden que la democracia se basa en la pluralidad del pensamiento.

DEFENSORA DEL LECTOR