Temas Especiales

27 de Feb de 2021

Redacción Digital La Estrella

Opinión

El porqué la Administración Pública no se improvisa

Hace unos días nos encontramos en la problemática y absoluta confusión que se dio en el INSTITUTO NACIONAL, situaciones que como ciudada...

Hace unos días nos encontramos en la problemática y absoluta confusión que se dio en el INSTITUTO NACIONAL, situaciones que como ciudadanos responsables, no podemos verlas como casos aislados y menos bajo la simplicidad incriminatoria que se trata de una escuela, plagada de bandas y mucho menos pandilleros.

Es injusto y hasta irresponsable, plantel que nos ha proveído de grandes panameños y panameñas, debiendo tener claro que la juventud, parte esencial de una sociedad, es responsabilidad de todos los que de alguna manera jugamos un papel determinante en lo que queremos de país para nuestras generaciones.

Hay que ubicar las cosas en su justa dimensión, de acuerdo a las responsabilidades y actuaciones que son determinantes en los resultados, una vez se toman decisiones bajo investiduras de cargos dentro de la administración pública. Cuando hago referencia a este aspecto, es por lo delicado que implica el conocer la diferencia de quien es autoridad para la toma de decisiones y dar instrucciones u órdenes bajo diversas situaciones y mucho más si debemos hacer referencia a puntuales aspectos de acuerdo a los hechos, que no podemos dejar desapercibidos, porque en esta ocasión se desarrolló dentro de plantel educativo de premedia y media, menores de edad y algunos pocos mayores, pero en edad escolar, sí cursando año lectivo aceptable dentro de los requisitos de matrícula y regulaciones del MEDUCA.

Lo ocurrido dentro de los aspectos delicados de actuación por grupo especializado para evitar, minimizar o reprimir manifestaciones o acciones que pongan en peligro la seguridad de los ciudadanos ‘antimotines’.

Debiendo dejar claro, estamento, que es igualmente necesario como parte de la atención integral a la seguridad de todos como ciudadanos en un momento dado, y que deben actuar de acuerdo a instrucciones directas por autoridades o jefes de policía, teniendo claras sus limitaciones de actuación, respetando la seguridad jurídica de país, para lo cual se profesionalizan.

De forma responsable jurídica, es menester tener claro que las autoridades o jefes de policía, son el presidente de la República, gobernadores, alcaldes y corregidores de Policía; los cuales actúan legalmente pudiendo instruir a la Policía Nacional este tipo de medidas; claro está, de acuerdo a su circunscripción jurídica.

Igualmente hay que dejar claro que el tipo de actuación que se desarrolló por primera vez en nuestro país, no ha sido de comprensión y hasta de una creciente insatisfacción e indignación, por la indiferencia irracional ante la complejidad de que se estaba atendiendo una situación de estudiantes de premedia y media (secundaria) o se estaba atendiendo un motín en un centro penitenciario; lo cual igualmente deben manejarse bajo protocolos de actuación especializados para no atentar contra regulaciones de derechos humanos, para lo cual, igualmente se requiere preparación, experiencia y conocimientos.

En decisiones tan importantes y relevantes, que de alguna manera laceran seriamente la tranquilidad social que requerimos los panameños para mantener esta pujante economía que requiere de hombres y mujeres debidamente preparados en el respeto a los escenarios y competencias, pero siempre manteniendo su justa y jurídica dimensión, es por lo que no es viable obviar que LA ADMINISTRACIÓN PÚBLICA, DE ACUERDO A LOS PODERES Y RESPONSABILIDADES DE LOS CARGOS, NO SE PUEDE IMPROVISAR.

*JURISTA, CATEDRÁTICA UNIVERSITARIA.