Temas Especiales

19 de Sep de 2020

Cultura

Ingram habla del concurso de piano

PANAMÁ. El pianista, profesor, escritor y gestor cultural Jaime Ingram Jaén es una de las figuras más destacadas de la música panameñas.

PANAMÁ. El pianista, profesor, escritor y gestor cultural Jaime Ingram Jaén es una de las figuras más destacadas de la música panameñas.

A lo largo de sus más de 30 años de carrera ha obtenido los más grandes galardones y, además, ha actuado en los más grandes escenarios del mundo. Con el interés de aportar a su patria, en 2003 crea, junto a su esposa Nelly, la “Fundación Concursos Internacionales”.

Esta organización efectúa diversas competencias como el Concurso Nacional de Piano, el Concurso Nacional de Coros y el Concurso Internacional de Piano, cuya tercera edición se realizará del 20 al 28 de octubre en el Teatro Nacional, con la participación de representantes de diveroso países.

Para conocer más sobre este gran evento, La Estrella de Panamá conversó con Jaime Ingram.

La Estrella de Panamá (LEP): ¿Cuánto ha cambiado el panorama pianístico de Panamá para esta tercera edición del festival en comparación a las ediciones anteriores?

Jaime Ingram Jaén (JIJ): El panorama ha cambiado en el sentido de que en estos momentos el interés por el Concurso ha crecido tanto interna como externamente.

El evento ha adquirido tal renombre, que recibimos solicitudes de diversos continentes para inscribirse, lo que no significa que nuestro panorama pianístico interno haya cambiado en absoluto.

El Concurso ha llamado la atención por su alto nivel de exigencia, por su seriedad en todos los detalles y por la escogencia del repertorio, que incluye a compositores de nuestro continente, como es natural.  

LEP: ¿Considera preocupante el hecho de que no haya clasificado ningún exponente panameño?

JIJ: Yo no diría que es preocupante; pero sí triste, porque no hay razón válida para que un panameño talentoso no pueda prepararse y concursar, como ha sucedido -y sigue sucediendo- con tantas otras disciplinas.

Esa es precisamente una de las razones de nuestro evento: mostrar lo que una juventud talentosa y trabajadora puede alcanzar como fruto de un esfuerzo sostenido.

Personalmente no pierdo la esperanza de que eso suceda pronto con un participante nacional para alegría y orgullo de todos los panameños.