Temas Especiales

01 de Jun de 2020

Cultura

Sexo, drogas y alcohol

Salir con amigos, tomar un par de tragos y algunas drogas en una fiesta a veces puede causarte más que un malestar.

Salir con amigos, tomar un par de tragos y algunas drogas en una fiesta a veces puede causarte más que un malestar.

Desafortunadamente, puede ponerte en riesgo de tener sexo no seguro y sexo no deseado.

¿Qué situaciones pueden ponerse feas y cómo hacer para salir de ellas? Obtiene algunos consejos sobre estrategias que ayudan a protegerte y aún así divertirte. Demasiado alcohol o drogas pueden desinhibirte, alterar tu juicio y facilitar que otras personas se aprovechen de ti.

Entre las personas sexualmente activas, por ejemplo, la razón más común de haber tenido sexo no deseado fue haber estado borracho. Haber sido presionados por su pareja fue la segunda razón más común; lo cual explica por qué estar borracho o drogado puede confundir aún más las cuestiones cuando se trata de distinguir entre un malentendido y una coacción sexual. Puedes intentar evitar el sexo inseguro y no deseado de la siguiente manera:

- Evitando situaciones que puedan ponerte en riesgo

- Planeando cómo marcharte si es necesario

- Ocupándote de las presiones sexuales directas utilizando la comunicación directa

- No poniendo a tu pareja bajo presión

Planear con anticipación: Si sales durante la noche a una fiesta o a un club nocturno, cuenta con más de una alternativa para poder volver a casa de manera segura, por si más tarde quieres irte. Quizás eso implique designar a un amigo (sobrio) para que conduzca si tú no tienes auto, además debes llevar dinero extra para poder tomar un taxi o el teléfono de un amigo o pariente a quien puedas llamar para que te lleve. Al comienzo de la noche pueden quedar a un horario para marcharse con quien haya sido designado el chofer, para no poder echarse atrás.

De la misma manera, pueden acordar con tus amigos de cuidarse los unos a los otros para asegurarse de que nadie sea presionado cuando está vulnerable (demasiado borracho o drogado como para saber qué sucede).

Cuidarse: Mantenerse (relativamente) lúcido es mejor que vivir con arrepentimientos. Intenta contar los tragos que consumes (no te sigas sirviendo si tu vaso no está vacío) y alternarlos con bebidas no alcohólicas. Las citas donde se hace uso de drogas para violar a alguien se están volviendo un problema cada vez mayor; no permitas que nadie te compre los tragos (a menos que vayas con él o ella a la barra o conozcas a la persona muy bien) y mantén tus tragos fuera del alcance de los demás para evitar que alguien le introduzca algo a tu bebida.

Si estás con un grupo de gente y conoces a alguien que quiere estar contigo a solas, sé consciente de que eso te vuelve más vulnerable. Si aceptas estar a solas con alguien no significa que quieres tener sexo, pero puede significar que te estás arriesgando.

Decir lo que piensas: Te estás divirtiendo pero la persona que está contigo te hace sentir incómodo o incómoda, quizás te esté presionando para tener sexo. Él o ella no puede leer tu mente, dile lo que piensas. Puedes decirle que quieres ir más despacio, que te gusta “hacer esto” pero no “hacer lo otro”. Por otra parte, si decides acostarte con alguien que recién has conocido, los preservativos son indispensables. No olvides que aunque hayas comenzado a tener sexo, puedes cambiar de parecer y no querer continuar. Debes ser claro cuando dices que no.

www.visionsexual.com