La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Cultura

‘Estamos en un mundo donde la tolerancia es mínima'

Yomatsy Hazlewood, Miss Panamá Universo 2014, cuenta cómo ha sido víctima del racismo y expone su visión para combatirlo. A su vez, cuestiona el uso excesivo de las redes sociales en el mundo actual

Siempre se ha sentido guapa aunque desde pequeña se proyectaba pateando un balón en las canchas de fútbol -para ella la gracia y el deporte pueden fusionarse-.

Su belleza presidió el país hace años y hoy continúa invicta de elegancia. Yomatsy Hazlewood (Panamá, 1994) es sinónimo de humildad, de perseverancia... Se siente una mujer guerrera, virtud que considera ‘única' para la gente de color.

Su lucha incesante es combatir el racismo. Hazlewood se siente cómoda y se destapa: su discurso está tallado por idealismo y resulta tan ingenuo que uno nunca acaba de creérselo del todo.

‘EGO< Es mucho más efectiva una llamada telefónica o una visita a tu casa. Las redes sociales nos han distanciado',

YOMATSY HAZLEWOOD

MISS UNIVERSO PANAMÁ 2014

Hay quien dice que si históricamente la raza ha sido oprimida por los blancos y han sido tratados como ‘pobrecitos', actividades que celebren los logros de la etnia podrían perpetuar la discriminación.

Hazlewood rechaza, con vehemencia, esta premisa y afirma que el festival ‘África en América', organizado por la Alcaldía de Panamá, es una puerta para impulsar la inclusión. ‘Siento que mayo es un mes en el cual se valora y respeta la cultura afroantillana. Sin embargo, lo ideal es que todos los meses se realice una actividad memorable y así convertirlo en un hábito. Esto podría disminuir el racismo en nuestro Panamá', afirma la exreina de belleza.

Quien fue la máxima reina de la nación y representó al país en el Miss Universo 2014, idealiza a una sociedad que quizá le falte un gran aporte cultural para erradicar la exclusión. ‘Entiendo que estamos en un mundo donde la comunicación cada día es más escasa. Cada vez la tolerancia al prójimo es mínima', señala.

A su vez, cuestiona el uso de las redes sociales. ‘Para muchos el manejo malintencionado de Instagram, Twitter y Facebook es común. Promueven la división, sin duda. Mi visión es que cada uno, como ser humano, comprenda que no todos poseemos la misma forma de pensar ni tenemos la misma cultura. Exhorto de una vez por todas a que comprendamos que es mucho más efectivo una llamada o una visita a tu casa. El WhatsApp nos ha hecho más distantes y suena paradójico, ¿no crees?', dice con una sonrisa.

Hazlewood recuerda, con tristeza, que ha sido víctima del racismo en su patria. ‘Cuando me convertí en Miss Panamá Universo 2014 sentí el rechazo en el ambiente donde me desenvolvía. Quizás las personas estaban acostumbrada a un estereotipo. Y esta clase de actitudes son como una barrera que se rompe con mucho esfuerzo y disciplina', destaca.