La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Cultura

El talento no es suficiente

Mayra Hurley se abre paso en el camino de la música como solista. En entrevista con ‘La Estrella de Panamá' se refiere a su nueva producción, sus proyectos y los cambios y responsabilidades que vienen incluidas en el mundo de la música, que como el nombre de su próximo lanzamiento es ‘complicated'

En estos días, Mayra Hurley es entusiasmo puro. Hace pocos días presentó ante los medios de comunicación su más reciente sencillo, ‘Complicated', en un video que se apreció en pantalla grande, para ella un sueño que se vuelve realidad, así como la notificación de que una persona en Italia hizo la primera compra de su canción a través de internet. Mayra siente que no cabe en su piel, pero tras todo ese entusiasmo hay una dosis de trabajo constante del cual pocos han dado cuenta.

Y suele ser así. En el escenario brillan las luces, a través de los parlantes se escucha en alto volumen la voz de la intérprete, pero para llegar a ese punto el esfuerzo ha sido importante, así como las responsabilidades.

‘Me costó un ratito lograr este lanzamiento, pero ha sido un esfuerzo constante y estoy feliz de que estoy viendo resultados. Siempre estaré emocionada de hacer música, que es lo que siempre me ha movido', dice al iniciar una entrevista con La Estrella de Panamá .

La música ha movido a Mayra ‘desde siempre, desde que era una bebé'. Y es que en su familia siempre hubo músicos. ‘Para mí era muy normal cantar, y pensaba que para todo el mundo lo era. Luego te das cuenta de que no lo era...', dice pensativa.

Sin embargo, a diferencia de su parientes, Hurley decidió eventualmente dedicarse a ella como profesión y no como un hobby que se inició a los 16 años en los musicales dirigidos por Bruce Quinn, y más tarde de manera un poco más formal cuando formó parte de la agrupación que se conformó como Luci and the Soul Brokers. La energía que emanaba del escenario del cierre del Panama Jazz Festival en 2014 fue como una revelación para ella.

‘Fue en ese momento en que vi a la música como una alternativa de vida, darme cuenta de que esto es lo que quiero hacer... si esto es así, ¡me gusta!.', recuerda.

Las cosas han cambiado un poco desde entonces. Mayra se ha abierto paso en la escena musical como solista y ante un mundo pleno en posibilidades se ha armado de valiosas herramientas ‘Yo no había tomado clases de canto ni nada, como hasta hace dos años, y la mayoría de la agrupación en ese entonces, eramos empíricos, ahora no. Tengo un line up increíble, empezando con Marco Linares que es mi guitarrista, productor y director de banda. No me pude haber topado con mejor persona,', afirma.

Con Linares, dice Mayra, ‘todo ha sido muy fácil. Además de un gran músico, es una excelente persona, comprende lo que quiero hacer, le gustan los mismos géneros musicales y eso ha facilitado mucho la comunicación'.

En esa mancuerna, de acuerdo con la intérprete, descansa la dirección de este proyecto que se completa con la participación de músicos como Luis Mitil en ala batería y Heber Montero en el bajo, Alejandro Castillo Funes que ha grabado toda la sección de vientos y Juan Pablo Ordoñez en la percusión.

‘La verdad es que todos los músicos me aportan tanto, que al final la música sigue creciendo, te la imaginas d e una manea y lo que termina siendo al final es otra cosa. Estoy súper contenta de poder estar con ese grupo y que me estén empujando al próximo nivel', cuenta.

Para llegar a este punto, Hurley debió darse a la tarea de producir todos los temas y luego, el proceso de grabación en estudio. ‘Por eso es que ha tomado un poco de tiempo, porque al final la banda es grande, son unos 16 tracks entre interludios y demás', detalla.

Por la cantidad de temas que involucra la producción, Mayra decidió dividir la producción en dos partes, una en inglés y otra en español.

El tema que acabó de lanzar es el primero en inglés, ‘Compliated', y para febrero vendría el primer sencillo en español que se llama ‘Ritmo y melodía'.

‘De esa manera siento que poquito a poquito voy llegando a los dos públicos, decidí dividirlo también por objetivos de mercadeo. así es más fácil moverlo en diferentes países y regiones', especifica.

Y es que, si con Luci and the Soulbrokers manejaba un repertorio diferente y variado, ahora se diversifica mucho más.

‘Estoy indagando más en géneros afrolatinos como el bossanova, el son, yo crecí escuchando salsa parejo, ¡quiénno!, pero son otros géneros con los que no he experimentado tanto. Y en ingles se sigue abriendo más al funk, blues, soul, y al soul jazz como en este primer tema, ‘Complicated', detalla.

MAyra espera , para mediados de este año, que su producción esté completa, sin embargo, por los cambios que ha sufrido la indutria musical, es prudente ir de a poco lanzando sencillos y mantener una presencia constante en los medios.

Sin embargo, ella prefiere el concepto de álbum , ‘como un viaje completo .

COMPLEMENTO VISUAL

Otro motivo de satisfacción para Mayra es la oportunidad de apoyar su música con tres videos creados por alCuadrado, una reputada productora dedicada a proyectos comerciales que se interesó en la música de Mayra para incursionar en nuevos rumbos.

‘Y se armó un grupo de amigos con alCuadrado, Sánchez Brothers y Luis Cantillo, un combo que siento como mis hermanos. Grabamos una serie de tres videos: uno para ‘Complicated', que será lanzado oficialmente el próximo 16 de enero a las 7:00 pm, a través de la pantalla de +23 , el video de ‘Ritmo y melodía', el mes e febrero y el tercer tema, que lo guardo como una sorpresa', cuenta.

Para la también autora, todo es parte de un proceso que va dándose de a poco, pero que habiéndose iniciado, no se puede detener.

Pero lo más importante para Mayra ‘es hacer la música como me gusta y no pensando si va a gustar o si es radiable. La hago como siento que debería ser, obviamente en el proceso se estudian muchas cosas, pero es importante que me gusten porque son las canciones que tendré que cantar por siempre, en especial si alguna se vuelve muy famosa', dice en tono travieso.

Además, el sentimiento que hay detrás, el feeling , es lo que realmente se debe hacer sentir. ‘Se debe sentir la energía en el escenario; el empaquetado puede funcionar pero yo estoy apostando a lo que me hace feliz, en especial si estoy invirtuiéndole tanto', aclara.

APRENDIZAJE

Algo que ha aprendido Hurley es que como músico, lo de ‘volverse millonario' tarda un poco. ‘Esta carrera requiere de mucha inversión, todo el tiempo estás invirtiendo en esto, promocionar, grabar... si yo contabilizara las horas que he dedicado al estudio...', calcula. Por ello es importante aprender a hacer por propia mano la mayor cantidad de tareas posibles, incluso tras la consola de sonido.

En esta oportunidad, en la que ha estado mucho más en control de su proyecto, es completamente evidente que ‘la entrega va mucho más allá'.

La vida le ha cambiado a Mayra, aunque ya había estado haciendo los preparativos para enfrentarse a ello de forma gradual.

‘Honestamente no esperaba dedicarme a esto. Sencillamente pasó, porque muchas situaciones se dieron y cuando voltee a mirar, estaba todos los días, haciendo algo, que si una entrevista, grabando aquí, cantando allá, haciendo un flyer de un show , un ensayo, cuando fui a ver y se pasó el tiempo, mi tiempo se iba casi todo en eso', rememora.

Durante ese proceso fue importante el apoyo que le ofrecieron sus empleadores pues la condición inicial para dedicarse a esos trabajos (TVN, Teatro Amador, Programa educativo del Festival de Cine) fue la flexibilidad de horarios para poder atender los compromisos que le permitirían llegar a donde está hoy.

‘Obviamente nunca quedé mal en ningún proyecto. Al contrario, creo que en todos los lugares donde he estado, pueden hablar muy bien de mí, y es por eso, porque me permitieron hacer las cosas a mi tiempo y entregarles los resultados que ellos necesitan mientras podía dedicarme a lo mío', sostiene.

Esta flexibilidad procuró a Mayra la posibilidad de dedicarse a otros aspectos que han apoyado su carrera artística. como la actuación en el filme Historias del Canal .

Y Llegó el día en que Mayra se dio cuenta de que no se trataba de ‘camarones' o de hacer trabajos como free lancer. ‘Esto es lo que yo hago y tengo que tomármelo en serio'.

Porque no se trata solo de subir a un escenario y cantar. ‘Este es un trabajo como cualquier otro y que tiene una parte administrativa que no es mi favorita. Yo quisiera tener un manager que se encargara de todos esos detalles mientras yo me dedico a solo ‘ser artista'. Hay que sacar tiempo para todo', exclama.

Sin embargo, agradece todas esas experiencias y tiempo dedicados que le permiten decir a carta cabal ‘Mayra es una artista, se dedica a esto 100%, está haciendo su propia música. Mi sueño era este, escribir canciones y que la gente cante estas canciones. Y poder viajar por el mundo cantando estas canciones', afirma.

Su sueño está cada vez más cerca, ya se materializa su trabajo, un trabajo que por algún tiempo fue invisible para los demás, pero que ella ha echado hacia adelante con mucho esfuerzo. ‘La música está, nada más que no estaba grabada. Esa parte falta, que después de que la escuchaste en el concierto todavía no la encuentras en Spotify. El trabajo es constante, en principio a nivel local, pero estoy dispuesta a ver hasta dónde puedo llegar a nivel mundial', afirma.

YA NO ES RELAJO

Llegar a este convencimiento no es cuestión de un día. ‘Creo que cuando uno asume la idea, que fue lo que me pasó a mí, te das cuenta de que te dedicas a esto y entre más largas le des y más te desvíes, más demoras el proceso de estar haciendo esto todo el tiempo', medita.

Corresponde entonces, enfocarse y asumir las responsabilidades que involucran haber tomado esa decisión.

‘Hay que enfocarse más, trabajar duro, cambiar muchas cosas de tu estilo de vida, porque si yo quiero ser cantante y vivir de mis cuerdas vocales, que no tienen un reemplazo, tengo que cuidarlas', puntualiza.

Así, para Mayra las fiestas han dejado de ser una prioridad, así como las presentaciones nocturnas.

‘Disfruto de la música en vivo, pero no puedo quedarme después a la fiesta y la bulla, nada de humo de tabaco, nada de alcohol. Es responsabilidad, y para cualquier artista es eso, no es solamente ir a tocar y cantar pasársela bien. En los conciertos es cuando más estricta estoy, no hablo con nadie antes de las presentaciones, me quedo escondidita en mi esquina concentrándome, repasando, estirando', confiesa.

También hay que estar pendiente de las condiciones físicas, hay que lucir bien y sentirse bien. Hay que cuidar lo que se come, hay que pensar en la imagen que se quiere proyectar.

ARTISTA MULTIDISCIPLINAR

Aunque la música es uno de los grandes intereses de Mayra no es el único. Hay muchas áreas que quisiera desarrollar, está la actuación, por ejemplo. Por eso no quisiera que me etiquetaran como cantante, más bien dejar esas posibilidades abiertas y ver qué pasa', comenta.

Lo más importante por el momento, es que sea lo más estable posible, en materia económica y en términos de branding. ‘Que la gente sepa ya quién es Mayra', insiste.

‘Hay gente que me llama Luci —el nombre de la banda en la que participó como vocalista— y yo no tengo problemas con eso, pero quiero que sepan que hay una persona detrás que está haciendo música. Esto es un proceso y no tengo inconformidad en cómo se ha dado, porque aunque lento, ha sido constante y no ha dejado de avanzar. Entonces, no tengo ningún apuro ni pienso en si va a tomar uno u otros dos años más para consolidar, pero ahí voy, estoy en el camino que tengo que estar, haciéndolo lo mejor que pueda. Es una oportunidad que no sé cuándo voy a volver a tener, de hacer una grabación doble, con los músicos que tengo y que han aportado muchísimo talento', destaca.

‘Quizá ellos han visto cuánto esfuerzo o talento y se han sentido identificados con este proyecto. Eso es una muestra para mí de que hay más motivos para seguir trabajando. Que hay gente que sí cree, al igual que yo y, ¿por qué no?, ¿por qué no puede ser la chica de Panamá la próxima gran estrella revelación en todo el mundo?', cuestiona.

El factor decisión personal es decisivo en esta ecuación, según Mayra. ‘porque si estás con dudas, no das tu 100%', asegura.

LAS VENTANAS LAS ABRE UNO MISMO

Mayra Hurley es fiel creyente del producto del trabajo duro. ‘Tienes que hacer lo que puedes con lo que tienes y allí se abren otras puertas. Pero no todo tiene que venir a golpe en la vida. Pienso que si haces la parte que te corresponde y te lo mereces, entonces va a ocurrir', dice, y ejemplifica. ‘A mi no me hubiesen llamado para hacer una película si no hubiese grabado la anterior... y ese papel no lo hubiera logrado si no hubiese ido al casting y me hubiera ido para otro lado... Uno se pone en la situación de que pasen las cosas solo tienes que hacer lo que está en tus manos'.

Pero reconoce que aunque suene muy sencillo, no lo es tanto. ‘Hay veces en que no logro hacer todo lo que debo para entrenar mi voz, por ejemplo; hay temporadas así que no tienes tiempo ni de dormir... pero cada vez que puedo, lo hago', reconoce.

De lo que sí está absolutamente consciente es de que ‘todos los sueños que uno tiene conllevan un nivel de responsabilidad muy altos. Y es más fácil levantarse a trabajar por otra cosa que por lo que tú realmente quieres'.

‘Todo implica una labor de autodisciplina, porque talento es una cosa, pero cuidarse es otra. Yo quiero llegar como Gloria Gaunor con la edad que tiene y cantar igual que como suena en el disco, o como Aretha Franklin, que hasta sus últimos días cantó como nunca', afirma. ‘Llega un momento en que si haces algo que no debes, te sientes mal contigo misma y no te traicionas', agrega.

El año que se inicia en un par de días tiene en agenda muchas actividades para Mayra. El lanzamiento de su primer video el día 16, seguido del resto de los temas de su nueva producción, así como su participación en varios festivales locales.

Las cosas se están alineando para la chica que sueña con grandes escenarios, programas de televisión y, en algún momento, la colaboración de Rubén Blades en uno de sus temas. ‘Ojalá escuche de Mayra en algún momento', dice en tono jocoso.

Ella está haciendo su parte, a conciencia y espera a continuación, la reacción del público, que espera sea positiva. ‘si no lo es, igualmente estaré feliz de haber hecho un disco, porque para mí, era una misión de vida', concluye.

‘Hay que enfocarse más, trabajar duro, cambiar muchas cosas de tu estilo de vida, porque si yo quiero ser cantante y vivir de mis cuerdas vocales, tengo que cuidarlas'.

La escena crece, pero falta instrucción

Sobre la escena musical local, Hurley considera que ‘a pesar de que ahora mismo todo está más lento, hay gente empujando, hay propuestas nuevas que se están lanzando de gente que quiere darle oportunidad la música. Son jóvenes que probablemente empezaron de una manera informal, pero que están mucho más enfocados a lograr algo'. A todo este talento local, Mayra considera que le servirían mucho instrucciones sobre esas figuras que acompañan la carrera artística.

‘El mercadeo es fundamental para promoverse; la imagen, el concepto el público, los chicos tienen ese talento puro y crudo y les falta armar bien un paquete que se haga vendible y presentable'. De acuerdo con la cantautora, ‘hay grandes representaciones artísticas, está ese potencial; hay mucho talento pero se queda en el potencial. Estamos en posición de darle eso a los talentos: managers, booking agents, asesores de imagen, nociones sobre derecho de autor', argumenta.

Según Mayra, Los que quieren darse una oportunidad en una carrera musical, deben prepararse, estudiar lo más que se pueda. Deben saber dirigirse hasta que tengan un aliado. ‘No tienes que tener un camino tan sacrificado y más largo solo porque no sabías cómo funcionaban las cosas. Si conoces el camino corto pues es mejor que no gasten sus esfuerzos a lo loco. Me encanta que hayan muchos atreviéndose y que se lo tomen en serio porque esta es una carrera de resistencia, no de velocidad. No hay que adelantarse a los pasos porque no hay manera de que te los saltes. Nadie se hace famoso de la noche a la mañana, lo que sucedió es que tú no viste todo ese proceso. La oportunidad que tuvo esa persona él mismo se la creó', asegura.

La cantante está más que contenta de darle la bienvenida al mundo de la música a quien esté decidido a entrar, aunque debe estar consciente de que a veces no ocurre lo que se espera ‘pero hay que saber surfear la ola. Debes seguir tu intuición... no seas crédulo si algo te da mala espina, si es así, no lo hagas'.

Hurley aplaude los esfuerzos que han hecho diversas instituciones como el Municipio de Panamá y Ciudad del Saber con programas como Trama, que ayudan a los interesados a conocer la industria de la música, así como algunos talleres que ofrece la Fundación Danilo Pérez y la cantautora Erika Ender. ‘Hay alternativas, pero deben ser más constantes. En la medida en que el mercado se mueva, entonces crecerá la demanda', dice.