08 de Ago de 2022

Familia

'Panamá tiene mucho que ofrecerle al mundo' dicen los peregrinos

'Los panameños son amables, nos tratan como familia' expresan los peregrinos

'Panamá tiene mucho que ofrecerle al mundo' dicen los peregrinos
Peregrinos de Argentina y Chile

Un grupo de peregrinos de Chile y Argentina visitaron en horas de la tarde de hoy la redacción del diario La Estrella de Panamá, para compartir sus anécdotas como voluntarios de la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ).

'Nos encontramos muy contentos de visitar por primera vez este hermoso país, es una experiencia única y muy valiosa, jamás la olvidaremos, los panameños han sido muy amables con nosotros' expresaron los jóvenes de la congregación San Agustín Roschelli de Chile y Argentina, Yiyi Molina, Juan Leal y Fabián Abello.

En esta JMJ hemos podido compartir con diferentes grupos de jóvenes de todo el mundo, contamos historias, experiencias religiosas, cantos y bailes.

'Nos llevamos lindos recuerdos de Panamá y vamos a compartir esta hermosa vivencia con nuestros conocidos, porque esperamos regresar', 'Panamá tiene mucho que ofrecerle a sus ciudadanos y a los extranjeros', afirmaron los peregrinos.

Los jóvenes comentaron que llevan una semana en Panamá y han  quedado enamorados de los lugares de este país como la Cinta Costera, el Causeway de Amador, el Canal de Panamá y el Biomuseo.

"Panamá, esta ciudad nos fascinó tiene de todo, tiene arquitecturas nuevas y muchas modernización" expresó el peregrino argentino, Juan de 27 años.

"Los panameños comen mucho arroz, nos encantó el tamarindo y qué decir del patacón, el café panameño tiene un aroma exquisita", dijo Yiyi.

"Los ciudadanos están predispuestos ayudar a los peregrinos, jamás nos trataron mal", alegó el chileno Fabián de 22 años.

Una de la anécdotas que más nos gustó de la JMJ fue la sorpresa que nos dieron en la Parroquia Sagrado Corazón, nos sorprendieron con hermosos cantos de Panamá y sus trajes típicos, compartimos la diversidad de cultura que hay en este país, nos tratan como familia', no se cansan de repetir los peregrinos.