Temas Especiales

26 de May de 2020

Deportes

‘I’ll Have Another’ a la reproducción

PANAMÁ. Como se despide a los grandes campeones, así será el homenaje que se le rendirá al extraordinario caballo norteamericano ‘I’ll H...

PANAMÁ. Como se despide a los grandes campeones, así será el homenaje que se le rendirá al extraordinario caballo norteamericano ‘I’ll Have Another’, equino que se ausentará definitivamente de las pistas de carreras.

El doble coronado le dirá adiós a la actividad hípica en la programación de este sábado en el Hipódromo de Hollywood Park, cuando en una regia ceremonia se paseará en la cancha, llevando sobre sus lomos al connotado fusta azteca Mario Gutiérrez, con quien se ganó dos de las tres carreras de la Triple Corona.

Será esta la última oportunidad para que la afición pueda ver al as de la pista, cuyas dos últimas victorias fueron en el Kentucky Derby y el Preakness Stake.

La presentación de ‘I’ll Have Another’ se ha programado en la velada donde se correrá la versión 73 del Copa de Oro de Hollywood, carrera considerada como la estelar de esa tanda.

El estelar caballo fijó su foja como corredor activo en cinco competencias, de las cuales cruzó la meta por delante de sus rivales en cinco oportunidades, acumulando ganancias por el orden de los 2 millones 693 mil 600 dólares.

Tras su anuncio de retiro, recientemente fue vendido a Shigeyuki Okada, al Big Red Farm, en la isla de Hokkaido, donde comenzará su próxima fase de su vida como semental en Japón.

El potro castaño, que hizo su brillante campaña en Hollywood Park, obtuvo su primera victoria en la pista el 3 de julio de 2011.

Antes de sus victorias en el Derby de Kentucky (gr. I) y el Preakness Stakes (gr. I), había ganado el Robert B. Lewis Stakes (gr. II) y el Santa Anita Derby.

El jinete Mario Gutiérrez y el entrenador Doug O’Neill, tendrán una sesión de autógrafos antes del inicio del programa sabatino de Hipódromo de Hollywood Park.

‘I’ll Have Another’, a pocas horas de celebrarse la tercera carrera de la Triple Corona, el Belmont Stakes, sufrió una lesión en el tendón delantero izquierdo, accidente que según los entendidos en la materia lo frustró de convertirse en el duodécimo Triple Coronado de la hípica estadounidense.