Temas Especiales

01 de Apr de 2020

Deportes

FIFA aguarda por informe sobre daños en estadio mundialista de Brasil

La FIFA dijo que evalúa la magnitud del daño ocasionado por un derrumbe en el estadio que albergará el partido inaugural del Mundial de...

La FIFA dijo que evalúa la magnitud del daño ocasionado por un derrumbe en el estadio que albergará el partido inaugural del Mundial de 2014, mientras las autoridades inspeccionaban el lugar el jueves para determinar el motivo del fatal accidente, a pocas semanas del plazo para que estén listas todas las sedes del torneo.

Dos obreros murieron el miércoles cuando una grúa chocó con una estructura metálica de 500 toneladas, que a su vez derrumbó una sección del estadio en Sao Paulo, lo que empeoró las preocupaciones sobre los preparativos de Brasil para el campeonato del próximo año.

La FIFA quiere que las 12 sedes del Mundial estén listas a fines de diciembre, y reportes de la prensa brasileña citan a obreros no identificados culpando al apuro por terminar la Arena Corinthians por la decisión de levantar el último pedazo del techo el miércoles, a pesar que el terreno alrededor del edificio estaba blando luego de varios días de fuertes lluvias.

La hipótesis de que el terreno mojado cedió ante el peso del equipo es una de las tres principales líneas de la pesquisa, según los reportes de la prensa brasileña. Las otras teorías apuntan a error humano y algún problema con la grúa.

A raíz del accidente, parece cada vez más probable que la FIFA no tendrá otra alternativa que aceptar la sede de Sao Paulo después del plazo de diciembre. Los dirigentes brasileños detuvieron las obras en el estadio, al menos hasta el lunes, y podrían decidir suspender los trabajos por semanas o incluso meses.

La FIFA ha dicho que no tiene un plan de emergencia para cambiar de sede, especialmente porque ya se vendieron casi un millón de entradas para los partidos del Mundial.

"Es demasiado prematuro para evaluar detalladamente la situación de la Arena Corinthians, ya que todavía estamos esperando por el informe técnico para evaluar la magnitud del daño", indicó la FIFA en un comunicado enviado a la AP. "Podremos ofrecer un boletín actualizado a principios de la próxima semana, después de (la reunión) del comité organizador de la Copa del Mundo".

Los principales dirigentes de la FIFA, junto con grandes figuras del fútbol, estarán la próxima semana en el balneario de Costa do Sauipe para participar en el sorteo del Mundial.

Las obras en la Arena Corinthians estaban bastante adelantadas, pero el trabajo se paralizó al menos hasta el lunes. Los obreros recibieron tres días libres de luto, y los que acudieron el jueves al estadio fueron enviados de vuelta a sus casas.

Sergio Almeida, un trabajador en la obra, dijo a la AP que cree que el encargado de la grúa quizás no siguió el procedimiento indicado.

"El operador de la grúa movió la pieza unos 50 metros y después se fue a almorzar. Alguien le tiene que haber dicho que lo hiciera, porque no se supone que muevas la grúa con carga", relató Almeida, de 23 años. "Era la última. Pero se quedó balanceándose. El intentó enderezarla, pero cuando vio lo que iba a pasar, saltó".

Una secuencia de fotos divulgada por el diario Lance muestra la estructura metálica cayendo, y la grúa derrumbándose después al no poder sostener el peso.

La empresa constructora Odebrecht indicó que no comentará sobre reportes de la prensa local que señalan que hubo advertencias previas sobre la inestabilidad del terreno debajo de la grúa. Odebrecht afirmó que el modelo de la grúa es uno de los más avanzados en el mundo, y que puede aguantar cargas hasta tres veces más pesadas que la estructura metálica que sostenía.

Además del estadio de Corinthians, Odebrechet está involucrada en la construcción del estadio Fonte Nova, en Salvador, el Pernambuco, en Recife, y la remodelación del Maracaná, en Río de Janeiro. Los tres fueron utilizados en junio en la Copa Confederaciones.

El ex presidente de Corinthians, Andrés Sánchez, dijo el miércoles que el accidente no provocó daños estructurales mayores, pero agregó que entregar el estadio a tiempo es la menor de las preocupaciones del club.

"No quiero saber de la FIFA ahora mismo. Estamos preocupados por las familias de las víctimas", señaló.

La FIFA emitió un comunicado el miércoles diciendo que "la seguridad de los obreros es la prioridad" del organismo.

Ingenieros y técnicos inspeccionaban el lugar para tratar de determinar cuándo se podrá reanudar la construcción. También había fiscales y sindicatos para evaluar la seguridad de la zona.

Ricardo Trade, director ejecutivo del comité organizador del Mundial, dijo que sólo las autoridades locales pueden decidir si hay que suspender la construcción, pero afirmó que no cree que el accidente ocasione retrasos. El partido inaugural de la Copa del Mundo es el 12 de junio.

Brasil se ha visto afectado por retrasos en las obras de los estadios, accidentes, huelgas y protestas en la antesala de la Copa del Mundo que comienza el 12 de junio. Originalmente, se esperaba que el Mundial fuera una vitrina para mostrar la capacidad de organización de un país en ascenso, que también será sede de los Juegos Olímpicos de 2016 en Río de Janeiro.

El estadio estaba casi listo antes del accidente del miércoles. La estructura metálica rompió una sección del muro del edificio, y chocó con un enorme panel de LED que recorre la fachada del estadio.

El diario Estado de S. Paulo reportó que la fiscalía había señalado 50 irregularidades en la instalación, incluyendo algunas relacionadas con los procedimientos de emergencia.

Este no es el primer problema en un estadio mundialista en Brasil. Tres obreros han muerto en accidentes en tres construcciones distintas en los dos últimos años.